miércoles, 14 noviembre 2018
22:10
, última actualización
Local

Sevilla tratará de atraer turistas en verano y con el patrimonio religioso

El Consistorio 'venderá' en Fitur un programa para los meses de estío y actividades para potenciar las visitas a los templos.

el 10 ene 2012 / 21:52 h.

TAGS:

Herrera posa con el escudo de la UEFA a sus espaldas.

Algo tan nuestro como el fervor cofrade o el sonido de la chicharra en pleno agosto sevillano son algunas de las cartas que jugará Sevilla en la Feria Internacional del Turismo de Madrid (Fitur 2012) para convertirse en destino turístico de referencia. Todo un reto que el sector turístico de Sevilla tratará de llevar a buen puerto del 18 al 22 de enero en las instalaciones del Palacio de Exposiciones Ifema de Madrid. El alcalde, Juan Ignacio Zoido (PP) y el delegado de Empleo, Economía, Fiestas Mayores y Turismo, Gregorio Serrano, junto a varios representantes del sector turístico de la ciudad, presentaron ayer las principales líneas de trabajo a seguir durante el evento.

El pabellón de Andalucía acogerá un stand, junto con la Diputación de Sevilla, dedicado a promocionar la ciudad como enclave turístico de indudable visita. Durante la presentación del programa, el alcalde hizo hincapié en la colaboración mutua del Ayuntamiento junto a los empresarios del sector del turismo de Sevilla, que definió como “estratégico y básico” para la creación de empleo en la ciudad. Lo que se perfila como la principal novedad y también el reto más complicado de cumplir es el de convertir a la ciudad, eterna protagonista de noticias con termómetros a más 40 grados, en un destino turístico veraniego. Para llevar a cabo tan ardua tarea, el Consistorio anunció la elaboración de una amplia agenda de actividades, aunque no precisó ninguna. Se harán sobre todo en colaboración con la Delegación de Cultura y se desarrollarán durante los meses estivales. Serrano dijo que se tomarán como ejemplo las múltiples opciones de ocio que se han desarrollado durante la campaña navideña en el Centro, incluyendo el Mercadillo Artesanal o multitudinario mapping. A través de esa anunciada oferta de actividades, sobre todo de índole cultural, el Consistorio intentará atraer a turistas que vayan a veranear a la costa. “Queremos que tengan un motivo para escaparse aquí un par de días”, añadió Serrano.

Después de que el primer teniente de alcalde y delegado del Real Alcázar, Javier Landa, anunciara el pasado domingo un posible recorte del ciclo de conciertos de las Noches en los jardines del Real Alcázar , una de las principales ofertas culturales durante el verano, Zoido adelantó que no está en “peligro” su continuidad. “Es verdad que puede haber menos dinero, pero estamos encontrando patrocinadores”. A pesar de anunciar una merma en el presupuesto, el alcalde sevillano expresó su intención de mantener la oferta cultural, adelantando además que “habrá más conciertos en muchos espacios públicos. Si bien, tanto Zoido como el delegado de Turismo no concretaron las distintas actividades que piensa desarrollar el Ayuntamiento durante la época más calurosa del año.

Otro de los principales atractivos de la ciudad durante el verano, Isla Mágica, también tendrá presencia en las instalaciones de Fitur 2012. El jueves 19, el parque temático presentará las novedades para su nueva temporada, en la que celebrará su XV aniversario. Para ello, su director, Antonio Peláez, anunció nuevas atracciones familiares y espectáculos que harán un guiño a otro sonado aniversario: los 20 años de la Expo 92, sacando carrozas que recorrían la Isla de la Cartuja durante la exposición y recuperando el mítico espectáculo del lago. Una primera muestra del buen ritmo que está tomando el parque es el 45% más de visitas recibidas durante las pasadas Navidades, animadas también por las buenas condiciones climatológicas; o los casi 4.000 pases vendidos para la nueva temporada.

MÁS QUE SEMANA SANTA. Y si se quiere hablar de Sevilla, su tradición y fervor cofrade debe ocupar un lugar prioritario en la oferta turística. Para ello, el Consistorio apostará por el turismo religioso, y no sólo durante la Semana Santa. El próximo jueves 19, los representantes municipales y del sector turístico se reunirán con Josep Enric, miembro del Departamento de Santuarios, Peregrinaciones y Piedad Popular de la Conferencia Episcopal Española, para tratar de firmar algún convenio y atraer así a los fieles para descubrir la riqueza religiosa de la ciudad de Sevilla.

Esta iniciativa no pilla de sorpresa, puesto que ya el anterior gobierno, dirigido por Alfredo Sánchez Monteseirín, trató de poner en valor otras festividades cristianas más allá de la Semana Santa, uno de los eventos que más turistas atrae a la ciudad. Este turismo de fieles religiosos ya se ha estado fomentando en otras celebraciones cristianas, incluyendo actividades en los días previos, como el Corpus, la festividad de la Virgen de los Reyes el 15 de agosto o la festividad de la Virgen de la Inmaculada, día que se aprovechó este año para inaugurar la iluminación navideña.

Además, la ciudad ya cuenta con itinerarios que dan a conocer algunas de las principales iglesias del Casco Antiguo. Pequeños tesoros escondidos que no suelen aparecen en las guías turísticas de los guiris que pasean por la ciudad. Bien puede servir como ejemplo la ruta de iglesias mudéjares de la zona norte de Casco Antiguo, a la que pertenecen San Gil, Santa Marina o San Román, entre muchas otras.

El PP ya manifestó durante su campaña electoral a las hermandades de Semana Santa su intención de iniciar un programa junto a las cofradías para abrir los templos no sólo para el culto, sino también para el deleite cultural de cualquier paseante.

  • 1