martes, 26 marzo 2019
09:58
, última actualización
Local

Sevilla, única aspirante a ser sede europea en 2010

El Ayuntamiento de Sevilla confía en que en 2010 se repitan las imágenes de hace siete años, cuando la ciudad albergó la cumbre europea en la última presidencia española de la comunidad. El próximo año se vuelve a producir esta situación, y la ciudad ya ha presentado su candidatura.

el 15 sep 2009 / 21:49 h.

TAGS:

El Ayuntamiento de Sevilla confía en que en 2010 se repitan las imágenes de hace siete años, cuando la ciudad albergó la cumbre europea en la última presidencia española de la comunidad. El próximo año se vuelve a producir esta situación, y la ciudad ya ha presentado su candidatura. El Gobierno central ultima ahora la preparación del calendario para el primer semestre del año. Según fuentes oficiales del Ministerio de Asuntos Exteriores, la capital andaluza es la única aspirante a albergar este encuentro, que se celebrará en torno a los meses de mayo o junio del próximo ejercicio.

El alcalde de Sevilla, Alfredo Sánchez Monteseirín, mostró ayer martes su confianza en que el Gobierno central elija a la ciudad. "Hace meses presentamos nuestra propuesta para ser sede de la cumbre europea. Estamos esperando aún la respuesta, pero confíamos en poder hacer valer en esta cita el plan de ampliación del Palacio de Exposiciones y Congresos de Fibes -cuyas obras deben concluir a principios de 2010-. El regidor subrayó que si se produce esta cita, el número de asistentes será muy superior al de 2002, debido al proceso de ampliación de la Unión Europea experimentado en estos últimos años.

Desde el Ministerio de Asuntos Exteriores incidieron en que, una vez hecha la propuesta, la respuesta depende de una decisión "estrictamente política". Aunque aún no hay plazos fijados, el Gobierno central trabaja desde hace meses en los preparativos y este tipo de detalles se resolverán en las próximas semanas.

La última cumbre celebrada en Sevilla se produjo en junio de 2002. Las administraciones realizaron un despliegue policial de más de 5.000 agentes, se cortaron numerosas vías y se blindó la ciudad durante varios días debido a la convocatoria de una manifestación de los colectivos antiglobalización -un movimiento que encontraba entonces en pleno auge tras las protestas de Génova en 2001-. El Consistorio aseguró entonces que la ciudad ingresó más de 6 millones de euros.

  • 1