Local

Si Arenas fuera presidente

Javier Arenas se preparó su intervención anoche en TVE en Tengo una pregunta para usted, moderado por Ana Blanco, como si Fernando García Tola le hubiese invitado en otro tiempo a Si yo fuera presidente.

el 14 sep 2009 / 21:42 h.

TAGS:

I. Carretero / M. Ureta

Javier Arenas se preparó su intervención anoche en TVE en Tengo una pregunta para usted, moderado por Ana Blanco, como si Fernando García Tola le hubiese invitado en otro tiempo a Si yo fuera presidente. Durante casi dos horas en 'prime time' aprovechó el espacio en la televisión pública para contar su programa.

Los andaluces invitados a Tengo una pregunta para usted arrancaron su cuestionario recurriendo a preguntas que Javier Arenas responde casi a diario: ¿no tiene más moral que el alcoyano al presentarse otra vez a las elecciones? ¿Por qué se presenta por Almería si es de Sevilla? El líder del PP -corbata azul, boli en la mano y recurriendo al lenguaje gestual- explicó en directo a los espectadores de TVE que tiene más "ganas" que nunca. Como aval, dijo al menos en tres ocasiones que él fue ministro de Trabajo.

¿Y por qué nunca ha gobernado el PP en Andalucía? La pregunta la formuló una ama de casa de Jaén y en ésa -y en otras muchas respuestas de después- se esforzó en darle credibilidad a su mensaje. Reconoció que Andalucía ha mejorado respecto a hace 25 años, pero lamentó que no sea "la primera". A partir de ahí se afanó en explicarle a Virginia que el PP tuvo "dificultades" para crecer en la Andalucía del interior, pero que su partido se ha "renovado". A Fernando -que le expresó sus dudas de que pueda presidir la Junta- le contó qué es la "micropolítica" (la que él hace recorriendo los pueblos) y que se siente "David frente a Goliat" en su carrera electoral contra Chaves. "Yo no tengo sus medios, salgo cuatro veces menos en Canal Sur". Pese a las críticas del PP a TVE, el líder de la oposición andaluza tuvo el mismo trato que Chaves en la cadena pública.

Utilizó un tono cercano, discutió de tú a tú amigablemente con Manuel (un macareno al que conocía de la Hermandad) y no se olvidó de hablar de su Olvera natal y de saludar a su mujer y a sus hijos. Pero, en medio de todos esos guiños, coló las claves de su programa electoral para el "cambio tranquilo" y pidió el voto al final de casi todas sus respuestas. En su afán por demostrar que es Chaves quien no tiene credibilidad a cuenta del Pacto por la Vivienda, se excedió en los datos y llegó a decir que 152 ayuntamientos del PP lo han rechazado. Pasó por alto que en la FAMP se aprobó de forma unánime.

"La salud es lo primero. Sin salud ni yo gano elecciones", sentenció cuando alguien le preguntó por los déficits en la sanidad. Ahí desplegó su discurso sobre los hospitales que faltan en Andalucía. "¿Y desde la oposición no puede hacer nada?", replicó la invitada. Arenas recogió el guante: "En la oposición lo que se puede hacer es preguntar mucho, pero para ejecutar tengo que ser presidente y para eso le pido su apoyo". De camino, contó que su hijo Javier se hirió en un dedo en Benahavís y tuvo que esperar "dos horas en urgencias".

Tanto habló de su vida privada, que María Jesús Morillo le preguntó por cuántos cuartos de baño tiene su casa. Era para recriminarle que, en el siglo XXI, haya vecinos que compartan un aseo para todo el bloque. No se lo dijo, pero Arenas sabía que se refería a los partiditos de Cádiz. Si en algo se empeñó el presidente del PP-A es en demostrar que conoce la realidad de Andalucía.

  • 1