Deportes

'Siempre he estado implicado'

Mark González sigue siendo chileno, zurdo y muy, muy rápido, como siempre, pero ahora tiene otro talante y ayer se lo presentó a los béticos a través de la prensa. El extremo admitió que esquivar a los medios de Sevilla había sido "un error grande" y aclaró que "siempre" ha estado "implicado" en el Betis.

el 16 sep 2009 / 01:29 h.

Mark González sigue siendo chileno, zurdo y muy, muy rápido, como siempre, pero ahora tiene otro talante y ayer se lo presentó a los béticos a través de la prensa. El extremo admitió que esquivar a los medios de Sevilla había sido "un error grande" y aclaró que "siempre" ha estado "implicado" en el Betis.

Rectificar es de sabios, como alguien dijo un día, y Mark González se ha dado cuenta de que siendo futbolista del Betis no podía rehuir al periodismo sevillano (es decir, a los aficionados) por los siglos de los siglos. Después de una temporada y media en Heliópolis, el extremo dio ayer su primera rueda de prensa en muchísimo tiempo en la ciudad deportiva y de forma tácita se disculpó por su actitud, pero también reivindicó su compromiso con el club que le paga. "Implicación he tenido siempre. Siempre he tenido la misma seriedad y profesionalidad para jugar y defender mi camiseta, que es la del Betis", aseguró el chileno cuando se le preguntó por la predisposición que muestra para jugar con su selección.

El jugador se refirió precisamente a esas críticas: "No sé si se ha sido injusto o no conmigo. Supongo que también fue un desquite por parte de la prensa, y para mí tampoco es agradable leer críticas, pero ahora dejo atrás esta situación", comentó Mark, que más tarde retomó el tema: "Se dijeron cosas que no eran ciertas, como que forcé tras una lesión para ir con mi selección. Eso me dolió bastante".

En todo caso, el zurdo reconoció que le ha faltado "continuidad". "Soy muy ganador. Si no quiero lesiones, mejor me pongo a jugar al ajedrez. Todo empezó después de una operación de rodilla. No hice la mejor rehabilitación posible. Hoy en día estoy en plenas condiciones, he llegado de jugar dos partidos con la selección y me siento fuerte", recalcó el atacante, quien aclaró que está "contento" aquí, "como persona y como futbolista". Atrás, muy atrás, queda aquello de que el Betis sólo era un trampolín: "Jamás dije eso, el Betis es un grande. Nunca diría tal barbaridad de la camiseta que defiendo", corrigió.

Ahora, aconsejado por el ex verdiblanco Javier Sánchez Valles -"es como un padre para mí, me hizo ver las cosas de otra manera", confesó-, Mark emprende una nueva etapa: "Todos cometemos errores. Fui un poco frío y tomé decisiones inadecuadas. Ahora quiero estar en estos ocho partidos y seguir marcando goles. Lo más importante es que el Betis se salve. Necesitamos que la gente nos apoye mucho más de lo que normalmente hace, aunque la afición es increíble", afirmó el chileno, que además no se mostró de acuerdo con la teoría de su compañero Emana: "Yo jamás he bajado los brazos, ni aquí ni en ningún sitio".

  • 1