Local

Suben las tarifas de los autobuses metropolitanos

Los usuarios del Consorcio de Transportes tendrán que pagar más por sus viajes ya que entran en vigor las nuevas tarifas que ponen el billete univiaje en 1,10 euros. El sistema más empleado, el bono de 10 viajes y la tarjeta sin contacto, suben 2 céntimos, pero con transbordo, se incrementa en 83 céntimos.

el 15 sep 2009 / 04:00 h.

TAGS:

Desde hoy jueves, los usuarios del Consorcio de Transportes tendrán que pagar más por sus viajes ya que entran en vigor las nuevas tarifas que ponen el billete univiaje en 1,10 euros. El sistema más empleado, el bono de 10 viajes y la tarjeta sin contacto, suben 2 céntimos, pero con transbordo, se incrementa en 83 céntimos.

Son precisamente los títulos denominados de integración (los bonos de cero, uno y dos saltos, junto a la tarjeta sin contacto) los que sufrirán el menor incremento, con un 2,72% de media, inferior al 2,79% de subida de las tarifas concesionales viajero-kilómetro.

Permiten, además, un ahorro con respecto al billete del 30% para los desplazamientos de 0 saltos, en un 32,5% para los desplazamientos de dos y en un 18,18% para los de tres. En lo que se refiere a las etapas de transbordo, el ahorro es el mismo que el año anterior, es decir, ocho céntimos con una hora para efectuar transbordos en 0 saltos y en los trayectos de uno y dos saltos.

Sin embargo, el mayor incremento, con un 7,18% de media, se refleja en los títulos que permiten el transbordo de los autobuses metropolitanos con la red urbana, ya que repercuten en las mismas las nuevas tarifas de Tussam en vigor desde el pasado enero. De tener un coste hasta ahora de 36 céntimos pasa a 1,19 euros en el caso de cero saltos, 1,23 euros con un salto y 1,33 euros para dos saltos.

En cualquier caso, el Consorcio sigue abogando por la total implantación de la nueva tarjeta sin contacto, una tarjeta monedero, recargable desde 5 hasta 500 euros, que se configura por saltos, en función de las necesidades de movilidad de los usuarios y que permite descontar el precio del viaje de la tarjeta con sólo aproximarla al lector situado a la entrada del autobús, con lo que se mejoran los tiempos de embarque y la velocidad comercial de los autobuses. La mayoría de usuarios ya ha migrado a este nuevo sistema.

  • 1