Economía

Díaz suma a Telefónica en su plan para captar a los grandes del Ibex

IU recela de esta estrategia y el PP la aplaude solo si sirve para crear empleo

el 20 ene 2014 / 12:00 h.

TAGS:

La presidenta de la Junta, Susana Díaz, y el presidente de Telefónica, César Alierta. La presidenta de la Junta, Susana Díaz, y el presidente de Telefónica, César Alierta. Primero fue la foto con Emilio Botín, presidente del Santander –que levantó ampollas en IU, socios en el Gobierno andaluz– y ayer fue el apretón de manos con el presidente de Telefónica, César Alierta. La presidenta de la Junta, Susana Díaz, ha dado un paso más en su ambicioso plan para cerrar acuerdos con grandes empresas nacionales con el objetivo de afianzar la confianza de los inversores en Andalucía y luchar contra la tasa “insoportable” de paro (36%). El convenio con Telefónica, que se firmó en San Telmo ante más de cien invitados del mundo empresarial y de la universidad, pasa por que la compañía invierta en los dos próximos años 8,9 millones de euros en diferentes programas para potenciar el emprendimiento basado en la innovación. La presidenta ha querido empezar el año definiendo un poco más cómo va a caminar Andalucía hacia un nuevo modelo productivo. El cambio económico es una de sus apuestas de gobierno más potentes, pero hasta ahora poco más se sabía, excepto la pretensión de que la economía crezca más allá del turismo y el ladrillo, el deseo de pasar de la subvención al incentivo y la decisión de “abrir en canal” la concertación social. Nada más asumir la presidencia andaluza, Díaz se entrevistó con todos los grandes empresarios de la comunidad para ganarse su confianza y escuchar sus recetas para crear empleo. Ahora avanza en su ronda para sellar acuerdos con las empresas nacionales más punteras. La primera alianza la cerró la presidenta del Gobierno andaluz la semana pasada con Botín e implica un acuerdo que inyectará 500 millones de euros a la caja de la Junta andaluza y becas para jóvenes en paro. Ayer le tocó el turno a Telefónica y están previstas firmas con los presidentes de Iberdrola y Endesa. La compañía de César Alierta se comprometió a invertir 8,9 millones de euros en dos años para convertir a Andalucía en un “polo de excelencia” y en el referente de innovación del sur de Europa, algo así como son Boston, Silicon Valley o Israel. El proyecto se llama Andalucía Open Future y se concretará en lo siguiente: habrá mil becas para universitarios andaluces del ámbito tecnológico que estarán cofinanciadas por Telefónica y la Junta (400 serán para que licenciados hagan prácticas en empresas y 600 serán becas de posgrado), aunque la aportación de la administración no está aún definida en el convenio. Se crearán centros de excelencia para el emprendimiento, se impulsará la internacionalización de empresas andaluzas del sector TIC y se pondrá en marcha una plataforma tecnológica para conectar a los emprendedores entre sí. “Hay que conseguir que Andalucía se reinvente. Aquí hay talento, visión de futuro y un cambio de actitud. Andalucía está preparada para el cambio”, aseguró Alierta. Agradeció a la presidenta de la Junta que desde el principio haya creído en esta alianza y Díaz también valoró la apuesta de Telefónica por un “proyecto con mucho futuro”. “Telefónica es el socio idóneo”, afirmó la presidenta. Recordó que estos acuerdos buscan crear empleo en nuevos sectores que son una “oportunidad” de riqueza para esta tierra y que, a su juicio, mejorarán la cohesión social y la igualdad de oportunidades en Andalucía. El coordinador regional de IU, Antonio Maíllo, moderó ayer su discurso sobre estas alianzas con grandes empresas y consideró que ve “no sólo legítimo, sino necesario” que la presidenta se reúna con entidades importantes, pero dejó claro que para la federación de izquierdas la “prioridad” es la generación de empleo. Maíllo recordó que “por mucho Ibex 35 que aterrice en Andalucía”, éste “no supera” el 4% del trabajo creado en la comunidad. El PSOE-A destacó que estos acuerdos demuestran que Andalucía es tierra de oportunidades y el PP-A los consideró  “positivos” solo si sirven para crear empleo en Andalucía.

  • 1