Tientapanza cumple una década de desfiles por el barrio de El Carmen

El popular personaje de las navidades ecijanas, que fue recuperado en 2004 por los vecinos, recorrió las calles encarnado por el abogado Fernando Osuna

el 28 dic 2014 / 12:00 h.

600_Imagen IMG_3176 (2)Con un retraso de media hora sobre el horario de salida, previsto para las 12.00 horas, la cabalgata de Tientapanza cubrió ayer, un año más –el décimo–, su compromiso festivo con Écija, iniciado en 2004 y solamente interrumpido en dos ocasiones, en concreto, dos años consecutivos en los que el popular personaje no pudo desfilar por culpa de las lluvias y las inundaciones. Fue en 2004 cuando vecinos y comerciantes del barrio de El Carmen dieron vida al personaje navideño ecijano, para el que crearon una asociación cultural con su mismo nombre y recuperaron una tradición local a punto de perderse: la del personaje que, en Pascuas, visitaba a los niños ecijanos cuando dormían, les tocaba la barriga para comprobar que habían comido y musitaba «así todo el año», para que los niños supieran que Tientapanza se lo diría a los Reyes Magos y estos traerían al pequeño los regalos que había pedido. El personaje, más allá de una estratagema paterna para conseguir que sus hijos se comieran la cena hubiera lo que hubiera para comer con la promesa de recibir los regalos una vez convencieran a Tientapanza, tomó cuerpo con la asociación cultural que lleva su nombre. Y ha tomado también carácter festivo, con un desfile anterior en más de una semana al de Reyes Magos, siempre el último sábado del mes de diciembre, para destacar el papel de mensajero de los Magos de Oriente que tiene su figura. Para este año, la cabalgata de Tientapanza –o Tientapanzas o incluso Titopanza, según quien cuente la tradición– suma nuevas figuras a sus gigantes y cabezudos, estrenados en 2013. A los gigantes del Rey y la Reina y los cabezudos de los ‘malillos’ –un niño y una niña ataviados con un baby azul homenaje a las Escuelas Profesionales de la SA.FA.–, el torero, el hombre del saco y la bruja, se ha sumado este año el picador con su caballo. Y faltan por llegar el ratoncito Pérez y Chupetes. Estos gigantes y cabezudos, al igual que el Tientapanza y su séquito –que este año cuenta con un grupo de ‘majorettes’– volverán a desfilar el 5 de enero en la Cabalgata de Reyes Magos. Pero ayer lo hicieron por su barrio de El Carmen. Tientapanza, encarnado este año por el abogado ecijano Fernando Osuna, concluyó su paseo de cabalgata repartiendo regalos en la plaza de Puerta Cerrada, donde este año se puso el broche final al desfile.

  • 1