martes, 16 abril 2019
17:05
, última actualización
Local

Tientapanzas recorre hoy las calles del municipio

Los barrios de El Carmen y de Puerta Cerrada celebran hoy la cabalgata de Tientapanzas, un personaje típico de las fiestas navideñas en Écija, recuperado del olvido por una asociación formada por vecinos de estos entornos.

el 15 sep 2009 / 20:27 h.

TAGS:

Los barrios de El Carmen y de Puerta Cerrada celebran hoy la cabalgata de Tientapanzas, un personaje típico de las fiestas navideñas en Écija, recuperado del olvido por una asociación formada por vecinos de estos entornos.

El fin de semana entre el día de Navidad y el de Nochevieja suele ser el elegido por la asociación Tientapanzas para celebrar la cabalgata y posterior fiesta con este personaje, una mezcla de paje de los Reyes Magos y de Papa Noel pedestre, que, según la tradición, es el encargado de vigilar que los más pequeños no dejen ni un resto de comida en el plato.

Tientapanzas es una figura de las fiestas navideñas en la ciudad de las torres prácticamente desconocida para la mayoría de los vecinos, sobre todo los más pequeños, pero de nuevo traída a la actualidad por un grupo de vecinos de El Carmen, San Juan Bosco y Puerta Cerrada, el entorno de Écija por el que discurre la cabalgata de hoy.

Este barbudo personaje actuaba como emisario de los Reyes Magos, y vigilaba que los niños estuvieran bien alimentados o que, por lo menos, la chavalería obedeciera a sus padres comiéndose la cena, principalmente la de Nochebuena, que era cuando, según ciertas versiones, Tientapanzas pasaba por los hogares de Écija.

Según la tradición casi perdida, Tientapanzas visitaba a los más pequeños por estas fechas, para asegurarse de que no se saltaban ninguna comida. Ésta era la condición inexcusable, según los vecinos más viejos, para que Melchor, Gaspar y Baltasar dejaran algún regalo semanas después, la noche de Reyes Magos. La figura de Tientapanzas servía, de este modo, para convencer a los más pequeños de que comieran en Nochebuena y, en consecuencia, se portaran bien, con el pretexto de que, de lo contrario, se quedarían sin regalo de Reyes Magos el 6 de enero.

La bonachona figura tocaba la tripa de los pequeños mientras dormían, de ahí su nombre, para asegurarse de que habían comido, y si lo habían hecho les aconsejaba que fuera "así todo el año", al tiempo que les dejaba un regalo junto a la cama.

El diseño actual de Tientapanzas es obra del artista de Écija Rafael Armenta, que lo define como un tipo "con reminiscencias celtas, muy del estilo de otros similares del norte de España". Esta característica lleva al artista a pensar que Tientapanzas sea un préstamo de los pueblos centroeuropeos que fundaron los cercanos municipios de Cañada Rosal o La Luisiana. En todo caso, está calando poco a poco.

  • 1