Local

Todos los servicios turísticos municipales estarán en el museo de Écija

El Ayuntamiento de Écija quiere convertir el Palacio de Benamejí en un centro turístico municipal. Los planes del equipo de gobierno (PSOE) son abrir en este edificio -sede del museo local desde mediados de los años 90 del siglo pasado- una sala dedicada a los mosaicos romanos y otra de interpretación turística. A esto se quiere añadir la ampliación de las salas del museo aprovechando la planta alta del edificio y la apertura de un nuevo centro de transformación.

el 16 sep 2009 / 06:49 h.

TAGS:

El Ayuntamiento de Écija quiere convertir el Palacio de Benamejí en un centro turístico municipal. Los planes del equipo de gobierno (PSOE) son abrir en este edificio -sede del museo local desde mediados de los años 90 del siglo pasado- una sala dedicada a los mosaicos romanos y otra de interpretación turística. A esto se quiere añadir la ampliación de las salas del museo aprovechando la planta alta del edificio y la apertura de un nuevo centro de transformación.

Todos estos cambios son posibles gracias al arreglo de las cubiertas del tejado del Palacio de Benamejí, que se llevó a cabo durante el pasado mandato (PSOE-IU) y que permite al Ayuntamiento ecijano disponer de la planta alta del edificio, donde se construyen todas las nuevas dependencias.

La sala de mosaicos y arte romano es un proyecto con un presupuesto de 206.000 euros financiado al 60% por la Ruta Bética Romana (RuBeRo). El resto, unos 86.000 euros, lo aporta el Ayuntamiento de la localidad.

La colección de mosaicos de Écija es una de las más apreciadas por los expertos "por su número, complejidad y calidad artística", según explican desde el Ayuntamiento. La sala que los acoge será la primera estancia inaugurada en la planta superior del Palacio de Benamejí. Tendrá en torno a 250 metros cuadrados para exponer mosaicos de la colección del museo, entre ellos el Don del Vino, El Triunfo de Baco y las Cuatro Estaciones, junto con el Rapto de Europa, de casi 25 metros cuadrados.

En esta misma sala se quieren exponer las esculturas romanas aparecidas en las excavaciones de la Plaza de España, entre ellas la excepcional Amazona herida.

El resto de las obras se financian con cargo a los fondos anticrisis del Gobierno central (FEIL) y de la Junta de Andalucía (Proteja). Gracias a los primeros se construye la sala de interpretación en las antiguas caballerizas, habilitadas hasta el pasado mes de mayo como sala de exposiciones de los restos romanos (en ellas se contemplaba la Amazona herida) y desmantelada totalmente desde hace dos meses. El presupuesto de esta obra es de más de 196.000 euros.

Otros 160.000 euros aportados por la Junta con cargo al Proteja sirven para adecuar la planta alta del Palacio de Benamejí -actualmente infrautilizada- para su uso museístico. Para ello, se están rehabilitando parte de los forjados de la galería de esta planta, se está sustituyendo el pavimento completo y se restaurarán parte de los tejados, al igual que los muros y arcadas.

Por último, se invertirán 122.000 euros en un nuevo centro de transformación "necesario para la puesta en marcha del museo", según el Ayuntamiento.

Año y medio de retraso

Las obras de la sala de mosaicos y arte romano del Palacio de Benamejí acumula año y medio de retraso, en parte porque empezaron cinco meses más tarde de lo previsto. La adjudicataria, Clar, la misma empresa que reconstruyó el Salón, no inició las obras en el plazo inicial y eso provocó la anulación del contrato y una nueva adjudicación, que retrasó el comienzo de la intervención. Las obras las está ejecutando ahora la empresa ecijana Astigia.

  • 1