Local

Tomás Angulo se llevó el vestido

El aspirante de Llerena mostró más proyección que sus compañeros en una extraña y espesa final.

el 29 jul 2011 / 09:44 h.

El ciclo de promoción ya tiene un justo ganador: el novillero pacense Tomás Angulo, que el año que viene recogerá el vestido de torear que regala la Real Maestranza en el tradicional acto de entrega de premios taurinos y universitarios. Para el mexicano Brandon Campos, primer finalista, será el capote de paseo y para el granadino José Ángel Fuentes, el capote de brega. Los tres hicieron méritos para ser tenidos en cuenta pero, una vez más, el jurado de asesores de la presidencia no fue capaz de inhibirse de los trofeos cortados en los festejos clasificatorios para ubicar dos nombres, los de Álvaro Sanlúcar y Tomás Campos, que andaban en la mente de los aficionados. Un dato más: el ciclo ha vuelto a dejar con las vergüenzas al aire a la cantera sevillana, que ha sufrido un serio vapuleo.

A pesar de todo ha sido un ciclo brillante, de un nivel muy superior al de pasadas ediciones, y que ha brindado sorpresas estimables. Lástima que el encierro lidiado por Espartaco no fuera el más apropiado para una final aunque sí sirvió de prueba de fuego para contrastar las verdaderas capacidades de los chavales, que sudaron bien la camiseta en la noche del pasado jueves en un festejo que volvió a demostrar su gran poder de convocatoria en medio de un ambiente sano y admirable.

Tomás Angulo pasó las de Caín sin volver nunca la cara ante el eralote terrorista que rompió plaza, que le propinó una buena manta de palos que no lograron arredrarle. Era un buen síntoma y el extremeño sacó lo mejor de sí mismo en el largo trasteo que impuso al exigente y complicado novillo que hizo cuarto. La faena, de menos a más, caminó del poder al relajo y mezcló entrega, calidad y buena colocación. El presidente, de criterios fluctuantes, no quiso enterarse y le negó una oreja que habría marcado la diferencia.

Una vez más, Brandon Campos salió dispuesto a enumerar el vademecum de lances y muletazos. En su empeño de dar pases de todos los colores a veces se olvida de torear aunque cuando se olvida de esas cuchufletas es capaz de expresarse templado y bien encajado cuando mete los riñones y corre la mano. Sus dos novillos se dejaron a medias y tampoco se libró de algún mamporro. Debe dejar a un lado tanta cantidad y apostar por la calidad.

El granadino José Ángel Fuentes despachó en primer lugar un novillote pronto y encastado al que había que ganarle la acción y que puso a prueba su capacidad torera. Tampoco se entendió del todo con el manso y posible sexto en una premiosa faena. Había más teclas que tocar.

FICHA TÉCNICA

Ganado: Se lidiaron seis erales de Juan Antonio Ruiz Román, bien presentados y brindando un amplio registro de complicaciones. El primero fue un criminal y los demás navegaron entre la casta exigente y la mansedumbre.
Aspirantes:

Tomás Angulo, de Llerena, ovación y vuelta al ruedo tras gran petición y aviso.
Brandon Campos, de la Fundación El Juli, silencio tras aviso y vuelta al ruedo.
José Ángel Fuentes, de Villanueva de Mesía, petición y vuelta y silencio tras dos avisos.

Incidencias: La plaza registró tres cuartos de entrada en noche muy calurosa.

  • 1