lunes, 22 abril 2019
03:45
, última actualización

Tranquilidad en un regreso de las playas sin apenas atascos

La operación especial del puente de agosto se resolvió con normalidad. Solo la autopista de peaje AP-4 registró pequeñas retenciones por la mañana

el 18 ago 2014 / 11:00 h.

El tráfico en la autopista A-49 fue intenso, aunque no se registraron retenciones de importancia. Foto: Pepo Herrera El tráfico en la autopista A-49 fue intenso, aunque no se registraron retenciones de importancia. Foto: Pepo Herrera Una vuelta más plácida que la ida en las carreteras sevillanas. Para la tranquilidad de los conductores sevillanos que finalizaban sus vacaciones en este puente de agosto, el regreso fue escalonado y sin incidentes destacados. Así, a las 0.00 horas del lunes finalizó la operación especial puesta en marcha un año más por la Dirección General de Tráfico (DGT) y que comenzó el pasado jueves para hacer frente a los 290.000 desplazamientos que se esperaban a lo largo de estos días de fiesta en la provincia, lo que suponía unos 45.000 menos de lo estimado en el mismo periodo de 2013. De esta forma, la normalidad reinó en las vías sevillanas a pesar de que el calor invitó a muchos ciudadanos a poner rumbo a las localidades costeras de las vecinas Huelva y Cádiz, gracias a, entre otros motivos, la ausencia de accidentes graves. No obstante, fuentes del Centro de Gestión del Tráfico de Andalucía Occidental, con sede en Sevilla capital, informaron de que el tráfico fue intenso durante las horas de máxima afluencia de coches del domingo, si bien no se registraron retenciones importantes en las vías que, en principio, soportarían el mayor número de desplazamientos, como son la A-49, la AP-4, la A-92, la A-66, la A-4 y la N-IV. Sólo hubo problemas de tráfico en la mañana de ayer. La autopista de peaje que conecta con Cádiz sufrió entre uno y dos kilómetros de retenciones a la altura de Las Cabezas de San Juan, lugar donde se encuentran las cabinas de peaje. Así, la AP-4 registró congestión del kilómetro 45 al 47, en dirección a la capital hispalense, mientras que, en sentido Cádiz, las retenciones fueron desde el kilómetro 45 al 44, debido al desplazamiento masivo desde y a las zonas costeras. Una de las medidas que habitualmente la DGT pone en marcha para evitar atascos es la apertura del tercer carril de la A-49 para facilitar la vuelta de quienes pasan sus días de asueto en las playas onubenses. Por eso, ayer, a diferencia del puente de agosto del año pasado, dicho carril se habilitó desde el kilómetro 47, a la altura de Bollullos Par del Condado (Huelva), hasta el kilómetro 16.5 en Benacazón. Este carril adicional en sentido Sevilla se mantuvo abierto cinco horas. Ni siquiera una avería producida sobre las 20.00 horas en el kilómetro 17.5, a la altura de Sanlúcar la Mayor y que provocó el estrechamiento de uno de los carriles, aguó el retorno a casa de los sevillanos. En este sentido, la colaboración de los conductores es uno de los principales motivos por los que la operación especial del puente de agosto se ha resuelto sin incidencias destacables en la circulación, según destacaron ayer desde Tráfico. Hay que recordar que el dispositivo desplegado por la DGT ha contado con la participación de todos los agentes disponibles de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil en la comunidad, así como con el servicio 24 horas que han prestado los Centros de Gestión del Tráfico, con un total de más de 60 funcionarios y personal técnico especializado que atienden las labores de supervisión, regulación e información.

  • 1