martes, 23 abril 2019
19:59
, última actualización
Deportes

Tres helicópteros, un avión y un catamarán seguirán la Copa del América para televisión

el 06 feb 2010 / 17:26 h.

El despliegue de medios tecnológicos previsto para la cobertura de la 33 edición de la Copa del América, que del 8 al 12 de febrero se celebrará en aguas de Valencia, contará con tres helicópteros, un avión, un catamarán y una lancha neumática, entre otros elementos.

Dada la particularidad de esta edición del trofeo de vela más antiguo de mundo, los responsables de televisión del evento han tenido que diseñar un sistema más complejo y completo que en anteriores ediciones para poder seguir las regatas.

Las velocidades por encima de los 30 nudos que alcanzarán los multicascos del defensor Alinghi y el desafiante BMW Oracle mientras compiten por un extenso campo de regatas que podría situarse a 70 kilómetros de la costa y separados entre ellos por más de 35 kilómetros, implica un despliegue de medios en el que la mayor dificultad será la transmisión de la información a tierra.

Otros de los elementos que se emplearán para seguir la competición serán dos cámaras fijas en cada barco de competición, dos cámaras fijas en tierra, camiones, cientos de metros de cable, así como decenas de técnicos.

"Que la regata se celebre tan lejos de la costa es el mayor reto al que nos enfrentamos respecto a la anterior edición", explica Kevin Orwin, director técnico de televisión en la 33 Copa del América.

"Técnicamente, es sencillo recibir las imágenes desde cualquier punto que uno alcanza con la vista, pero una vez superado el horizonte, nos encontramos con una serie de problemas, que incluyen la comunicación con las personas que tenemos allí desplazadas", añadió.

Según Orwin, el campo de regatas de la 33 edición de la Copa del América competición puede ubicarse tan lejos de la costa que hay que considerar la curvatura de la tierra, por lo que será preciso, además, el empleo de un avión a casi ocho kilómetros de altitud.

"En vez de enviar la señal directamente a tierra desde los helicópteros que están filmando la regata, que es lo que se hacía en la anterior edición, tenemos que recurrir a un avión que sobrevuela el campo de regatas a más de 25.000 pies -7,6 kilómetros- de altitud", explicó.

El avión que se utilizará es un modelo llamado Skylink, que ha sido adaptado dotándolo de antenas de emisión y recepción en las alas que puede recibir y enviar las imágenes desde los helicópteros y desde el agua a tierra.

Tanto el catamarán suizo como el trimarán estadounidense estarán dotados de micrófonos para transmitir el sonido real de la competición, una señal transmitida a los helicópteros, donde se unirán imágenes y sonido para desde ahí lanzarse al avión y finalmente a la estación situada sobre el edificio Veles e Vents, en el puerto.

Además de estas imágenes que se emitirán en directo a través de www.americascup.com y todas las emisoras de televisión con derecho de emisión, los dos barcos incorporarán dos cámaras subjetivas fijas que grabarán una imágenes que serán recopiladas tras la regata y utilizadas para los resúmenes diarios en televisión.

Junto a las de los helicópteros, habrá cámaras de televisión en un barco de apoyo, una neumática y en el barco del Comité de Regata, mientras que el campo de regatas dispondrá de cinco cámaras, que estarán apoyadas por dos encima del Veles e Vents.

Otro de los desafíos que han tenido que afrontar los responsables de este despliegue es el referente a las limitaciones de vuelo de los helicópteros y, debido a que el campo de regatas puede estar localizado hasta a 75 kilómetros de la costa, un tercer helicóptero apoyará a los dos que filman en el agua para el caso de que alguno de ellos se quede sin autonomía. EFE

cta/jl

|K:DEP:DEPORTES,VELA ECO:ECONOMIA,SECTORES-EMPRESAS,TELECOMUNICACIONES|  

 

|Q:DEP:es:15050000:Deporte:Vela ECO:es:04010010:Economía, negocios y finanzas:Medios de difusión:Televisión|  

 

   02/05/18-38/10  q

  • 1