Cultura

Tres matadores sevillanos en las vísperas de la Virgen de los Reyes

No le falta interés a este cartel que adelanta la festividad de la Virgen de los Reyes y que reúne a los jóvenes diestros sevillanos Alfonso Oliva Soto, Antonio Nazaré y Pepe Moral.

el 16 sep 2009 / 07:09 h.

No le falta interés a este cartel que adelanta la festividad de la Virgen de los Reyes y que reúne a los jóvenes diestros sevillanos Alfonso Oliva Soto, Antonio Nazaré y Pepe Moral.

Un camero, un nazareno y un palaciego de recientísima alternativa cruzarán el inmenso ruedo maestrante a las diez de la noche para despachar una corrida del también sevillano hierro de Martín Lorca. La empresa Pagés, buscando un mayor concurso de público -además del alivio de las altísimas temperaturas- ha decidido adelantar este año la corrida, desplazándola de su tradicional fecha del 15 de agosto.

Se había comentado con agrado el tino de la empresa, que ha sabido dar nuevos aires a una fecha viciada que había tocado fondo en ganado y actuantes en sus últimas ediciones. Los tres matadores comparten un doctorado reciente aunque no se han vuelto a vestir de toreros desde entonces, en parte por el nuevo escenario que la crisis ha dibujado en la base del espectáculo taurino. Numerosas plazas de tercera categoría no han llegado ni siquiera a abrir sus puertas, hurtando la posibilidad de un rodaje a estos diestros jóvenes que ven frenada bruscamente su carrera tras el fielato de la alternativa.

El propio Pepe Moral analiza este panorama que les ha dejado en el dique seco en espera de la oportunidad de esta noche: "Antes, en cualquier pueblo se daban dos o tres corridas y el pescado estaba mucho más repartido. En la nueva situación se están manteniendo las grandes ferias y allí torean las figuras, y los huecos que hay son para los chavales que han conseguido sobresalir en una plaza importante. Esta crisis nos viene mal a nosotros y también a los que ya son figuras del toreo, que tampoco pueden torear todo lo que quieren o tienen en mente. Hay que tener paciencia, que todo vendrá".

Las alternativas de Antonio Nazaré y Pepe Moral se celebraron este mismo año en la plaza de la Maestranza, con buen ambiente previo, y aunque ambos demostraron su aptitud y actitud sin toros a favor, la ausencia de un triunfo resonante los frenó en seco.

"Uno se impacienta por vestirse de torero, por estar en la cara de los toros. Ves que torean tus compañeros y tú no estás. Las cosas no salieron como todos deseábamos en la alternativa, pero estoy convencido de que llegará nuestro momento y esa espera será la mejor arma", señala Nazaré, que se muestra muy satisfecho de las características de un cartel que, a su juicio, "es muy bonito, es una corrida de toros con tres nuevos toreros de Sevilla que ilusionamos a la afición. Se ha levantado expectación y se ha cambiado la fecha tradicional, poniéndolo a una hora agradable. Los resultados los hemos visto en las novilladas sin caballos, que han registrado muy buenas entradas. Se ha cambiado la ganadería y los tres toreros vamos muy ilusionados, también muy responsabilizados. El futuro inmediato de nuestra carrera depende de que cómo salga todo. No se trata de vivir o morir, pero está claro que nos jugamos mucho".

En ese sentido, apostilla Pepe Moral: "Lo que hay que hacer es seguir entrenando, pensando en el toro, esperando a que te pongan para que vean tu actitud como torero. Así, poco a poco, se irán abriendo las puertas". El matador palaciego recalca que "la empresa se ha portado muy bien al repetirnos el 14 de agosto. Somos tres chavales que prácticamente hemos comenzado juntos. Nos conocemos desde siempre y tenemos una rivalidad sana. La gente sabe que no vamos a dejarnos ganar la pelea".

El caso de Alfonso Oliva Soto, artista de pellizo y primer espada del cartel, se antoja más complicado. A raíz de su alternativa, que tomó en la tarde del Corpus de 2008 en presencia del Rey de España, rompió con sus anteriores apoderados y se quedó parado en seco. Más de un año después y sin haberse vestido de luces desde entonces, encara una nueva etapa profesional de la mano de la mano de José Antonio Gil, su nuevo apoderado.

Oliva Soto ha superado una grave neumonía este invierno y, ya totalmente repuesto y en perfecto estado de forma física, se ha mostrado "ilusionadísimo" de figurar en un cartel que le va a permitir retomar el durísimo oficio de matador de toros.

  • 1