Deportes

Triste despedida de un Alcalá que no pudo siquiera replicar

Se acabó. El Alcalá dijo adiós al sueño del ascenso de una forma cruel. Los de José Antonio Asián cayeron ante el Caravaca de forma clara y después de ofrecer una evidente sensación de impotencia.

el 16 sep 2009 / 04:16 h.

Se acabó. El Alcalá dijo adiós al sueño del ascenso de una forma cruel. Los de José Antonio Asián cayeron ante el Caravaca de forma clara y después de ofrecer una evidente sensación de impotencia. Los locales, crecidos tras el 0-2 de la ida, no dieron tregua a los alcalareños, que en ningún momento pudieron frenar el potencial ofensivo murciano.

De salida, el Alcalá intentó dar síntomas de estar vivo. Y suya fue la primera ocasión de peligro. El Caravaca de Pepe Soler salió dispuesto a matar el partido pronto, pero se encontró con una primera respuesta blanca. Platero ejecutó una falta con la que conectó Kike, que obligó a lucirse a Cabaco en el 8'. Atila y Gervasio, sin que los visitantes pudieran hacer nada, se quedaron a un paso del 1-0.

Quien no falló fue Parches, que mandó a la red un rechace dentro del área tras un disparo de Emilio Rodríguez a centro de Javi de la Rosa. El 1-0 dejó KO a los alcalareños, que se vinieron abajo y se encerraron atrás para no encajar una derrota aún más amplia.

Y, a renglón seguido y en una nueva acción de Javi de la Rosa, Atila enganchó un zapatazo envenenado que superó a Díaz. Ahí se acabó el partido y la eliminatoria. Ya sin fe en sus opciones, el Alcalá fue un juguete roto en manos de un Caravaca con pinta de Segunda B.

Tanto que la única llegada blanca llevó la firma de Pedro Carrión. Su disparo fue enviado a córner por Cabaco.

goleada. Tras el descanso, Asián movió ficha e intentó arreglar el entuerto. Quitó a Velázquez, metió en el campo a Ismael y decidió cambiar el sistema. Pasó de su ya habitual 4-4-1-1 a un 3-4-3 que de nada sirvió. El Alcalá no hilvanó en la zona ancha y quedó a merced de su rival, que, a la contra, bien pudo haber logrado una goleada. Fue Javi de la Rosa, sin duda alguna, el mejor de los locales. Y de sus botas pudo surgir el tercero de la tarde, si bien Díaz, un felino, lo evitó con una palomita espectacular.

En los últimos minutos, y fruto de la fiesta local, el Alcalá estuvo cerca de recortar diferencias, si bien sus intentos no alteraron el marcador. Sólo un lanzamiento mordido de Platero, uno de los jugadores más destacados de la Liga, se marchó lamiendo el poste de la meta caravaqueña. El sueño del ascenso se escapó, si bien el objetivo del club, la permanencia, se cumplió con creces.

Goles: 1-0, m. 17: Parches. 2-0, m. 28: Atila.

Caravaca cf: Cabaco; Atila (Miguel Sánchez, m. 65), Manu, Olivares, San José (Julio Alberto, m. 79); Gurtubay, Javi de la Rosa, Emilio Rodríguez, Petu; Parches (Fran Alemán, m. 56) y Gervasio.

CD alcalá: Díaz (Mateo, m. 74); Nerva, Pulido, Kike, Velázquez (Ismael, m. 46); Rubén Barragán, Camacho, Ángel Luis, Iván (Manu, m. 71); Platero y Pedro Carrión.

Árbitro: Carbonell Hernández, de Valencia. Amarilla al local De la Rosa; y a los visitantes Ángel Luis y Pulido.

Incidencias: 600 espectadores en El Morao.

  • 1