Local

UGT alerta de la "desesperada" situación laboral del inmigrante

La mitad de los extranjeros contratados en lo que va de año es para empleos que son “elementales”

el 17 dic 2011 / 19:35 h.

TAGS:

Un grupo de inmigrantes trabajan en el campo, que es de los sectores donde al menos encuentran un contrato

Una situación límite. Los inmigrantes también sufren la crisis y, además, el poco trabajo que encuentran es en puestos de trabajo elementales, como la agricultura o la ganadería. Así ocurre al menos para la mitad de los extranjeros contratados en los primeros 10 meses del año, según se desprende del estudio de la situación sociolaboral de los extranjeros en la provincia que dio a conocer el sindicato UGT, que califica la situación del colectivo de "precaria, lamentable y desesperada". Tanto es así que insisten en que la discriminación en el acceso al empleo sigue siendo "un hecho objetivo", ya que el inmigrante se topa con "números obstáculos" para reinsertarse o para permanecer en el mercado.


El informe, que UGT dio a conocer con motivo del Día del Migrante, indica que hasta octubre se contrataron en los centros de trabajo a 4.819 inmigrantes, lo que representa el 6,19% -una cifra que se asemeja al porcentaje de población extranjera empadronada en la provincia-. En su mayoría (68%), son personas que tienen entre 25 y 44 años de edad.
Sin embargo, el 49,5% de los contratos es de los que definen como ocupaciones elementales (sin cualificación). El resto de contratos se reparten en servicios de restauración, protección y vendedores (19,1%) o técnicos y profesionales científicos e intelectuales (15,6%). A eso se suma que las empresas que contratan a extranjeros están ligadas a la agricultura, ganadería, silvicultura y pesca o a tareas administrativas o auxiliares.

Todo ello contrasta con la formación del colectivo: la mayoría de los demandantes tienen estudios secundarios (52%) frente a los que no tienen estudios (24%). Esas cifras, así como el nuevo descenso de afiliados a la seguridad social entre el colectivo inmigrante, ha servido a UGT para lamentar que la crisis sirva de excusa en la contratación y sobre todo en las condiciones laborales, ya que "se opta por trabajadores autóctonos", algo expresado en las demandas de empleo, mercado laboral muy segmentado, mayor aceptación de ocupaciones con unas condiciones precarias, alta presencia en la economía sumergida o mayor temporalidad. En este último aspecto los contratos fijos de los extranjeros (6%) están por encima de la media provincial, que se sitúa en el 4,2%.

  • 1