Local

UGT prescindirá de 209 trabajadores del programa Orienta y de su plantilla

El sindicato despedirá a 33 miembros de su estructura y plantea un ERTE para otros 46 antes de fin de año

el 03 dic 2012 / 20:11 h.

TAGS:

UGT-A presentó ayer un expediente de regulación de empleo (ERE) y otro expediente de regulación temporal de empleo (ERTE) argumentando "motivos económicos". Los despidos afectarán en total a 209 trabajadores del sindicato de toda Andalucía, según indicaron a Europa Press fuentes de la sección sindical de UGT-A. El ERE, de despido colectivo, afectará a 163 trabajadores, de los que 130 eran promotores de empleo que pertenecen al Programa Orienta, subvencionado por la Junta hasta ahora. Este grupo lo formaban empleados fijos discontinuos. Al haberse reducido considerablemente el presupuesto de las políticas activas de empleo (sobre todo del Gobierno), UGT ha dejado de ofertar este "servicio público", que "no podía seguir costeando con los fondos propios del sindicato".


Los otros 33 afectados son trabajadores de estructura, es decir, que se dedicaban a la actividad normal del sindicato. Aparte de esto, UGT-A ha presentado un expediente de regulación temporal de empleo de carácter suspensivo (ERTE), que afecta a 46 trabajadores de estructura de toda la comunidad, también por causas económicas.


Las fuentes de la sección sindical explicaron ayer que ya han presentado ambos expedientes, en los que "en principio no venía ninguna condición establecida", de forma que se iniciará un proceso de negociación y consultas esta misma semana. Los trabajadores tienen de plazo para negociar el ERTE hasta el 15 de diciembre y para el ERE hasta el 30 del mismo mes. "Si se suman los otros trabajadores despedidos anteriormente a mediados de noviembre, hay 250 despedidos, de un total de 327 empleados", aseguran los representantes sindicales.


La dirección, comandada por el secretario general, Manuel Pastrana, argumenta que "la Junta debe a UGT-A 14 millones de euros", pero los portavoces de los afectados advierten de que "no existe certificación de deuda". El sindicato les ha hecho entrega a los representantes de los trabajadores de los balances económicos, según los cuales "las pérdidas ascienden a 150.000 euros en 2012". "Todas las empresas, incluida UGT-A, optan por recortar en lo más fácil y sobre los más débiles", se lamentan estas fuentes, quienes precisan que las organizaciones territoriales sí se han visto afectadas, mientras que las federaciones sectoriales no.


Fuentes de la sección sindical aseguran que en la negociación la sección sindical va a plantear alternativas, que pasan por que "todos los trabajadores de estructura del sindicato entren dentro de un ERTE, de un expediente suspensivo, en el que se vayan rotando, pues han dejado fuera del plan de despidos a casi 70 trabajadores, a los que no les afecta ni el ERE ni el ERTE". "La idea es que los 33 despedidos no sean despedidos, sino que todos los trabajadores entren en un ERTE", concluyen estas fuentes.

  • 1