UGT y CCOO recuperan la unión sindical en plena crisis por el desvío de ayudas

«Esto no es sólo una imagen simbólica, sino el inicio de la unión de acción sindical», dice Castilla. Carbonero cree que a la Junta «se le fue la pinza» al amagar con despidos y recortes

el 01 feb 2014 / 21:25 h.

UGT Y CCOO ESCENIFICAN LA VUELTA A LA "UNIDAD DE ACCIÓN" EN ANDALUCÍASe especulaba con que habían roto, con que CCOO había tomado una distancia estratégica respecto al sindicato hermano, la UGT-A, que se está viendo acosada por las investigaciones por el supuesto uso irregular de las ayudas de formación para parados. Pero ayer volvieron a la calle juntos para arropar a un grupo de trabajadores de la Agencia de Medio Ambiente y Agua, encerrados desde el jueves en la Catedral en protesta por los recortes previstos por la Junta, pero sobre todo querían lanzar un mensaje claro: “el regreso de la unión sindical”. Ambas organizaciones comparten la idea de que los sectores más conservadores de la sociedad quieren reducir a la nada su función de mediación en los conflictos laborales, justo ahora que la reforma laboral del Gobierno hace estragos, y que los empleos que se empiezan a recuperan contienen menos derechos, menos salario y menos garantías que los que se han perdido. La totalidad de los trabajadores la Agencia de Medio Ambiente y Agua abandonaron su encierro en la Catedral de Sevilla tras ratificar en la noche del viernes el acuerdo alcanzado con la Consejería de Medio Ambiente para retirar los recortes e iniciar una nueva negociación sin plazos. La Junta pretende evitar el despido de los trabajadores de agencia, y planteó un plan de ajustes, aunque Medio Ambiente insiste en que los empleados del Infoca, para la prevención de incendios, no verán modificados el tipo de contrato que mantenían hasta ahora. En este marco, los secretarios generales de los sindicatos CCOO y UGT en Andalucía, Francisco Carbonero y Carmen Castilla, insistieron en que esta movilización ha sido un «ejemplo de lucha y de pelea» que supone además el regreso «de nuevo de la unión de acción sindical». «Esto no es sólo una foto, una imagen simbólica, sino que esto es de nuevo el inicio de la unión de acción sindical. No podrán con nosotros», sentenció Castilla en rueda de prensa en el Patio de los Naranjos. El de ayer fue el primer acto conjunto de los líderes sindicales desde que el 9 de enero Castilla fue elegida secretaria general de UGT-A tras la dimisión de Francisco Sevilla a raíz de la supuestas irregularidades en las subvenciones concedidas por la Junta para cursos de formación. Castilla insistió en que ha supuesto un «triunfo» de la negociación ante una movilización en la que «hay que estar cada día». Carbonero resaltó un «ejemplo de lucha y de pelea, desde la conciencia de los trabajadores», y que supone además «una advertencia» al la Junta de Andalucía para que «no se le ocurra volver a hacer una tontería de éstas más porque volverán a encontrarse con CCOO y UGT y los trabajadores defendiendo intereses comunes, que en este caso son también los de los andaluces. «La capacidad de los trabajadores, organizados en torno a los sindicatos, ha permitido que el Gobierno regional dé marcha atrás en la atrocidad que estaba cometiendo, porque a veces se le va la pinza y hay momentos en los que no se acuerda por qué está en San Telmo, por lo que hay que recordárselo», dijo, en velada alusión al apoyo decisivo que jugaron los sindicatos en las pasadas autonómicas, pidiendo el voto contrario al PP andaluz.

  • 1