Local

Un abogado denuncia su cese de Sevilla Global por ir en la lista de IU

Marcos Peña alega que hubo un “engaño” de la gerencia y que su despido por parte del PP es nulo.

el 04 sep 2011 / 17:56 h.

TAGS:

Marcos Peña, segundo por la derecha, en la presentación de la lista.

Como ya ocurrió en el pasado mandato, las relaciones laborales de la agencia Sevilla Global , destinada a la promoción de la actividad económica y del empleo, vuelven a pasar por los tribunales . Si en enero de 2011, el TSJA ratificó que IU había realizado tres "ceses políticos" a otros tantos empleados por "no acatar una consigna política", ahora es una persona vinculada a la federación de izquierdas quien ha llevado su cese por parte de la Corporación del PP a los tribunales. Marcos Peña, asesor jurídico contratado por la anterior dirección de Sevilla Global, que formó parte del equipo de Antonio Rodrigo Torrijos en la Primera Tenencia de Alcaldía y que luego, sin ser militante, se integró en su lista electoral con el número 21, ha formalizado ya una demanda por un despido que considera nulo y que atribuye a una motivación ideológica: "La afinidad política, distinta a la que actualmente dirige la Corporación ha sido el elemento exclusivo para prescindir de mis servicios laborales mediante engaño, no existiendo motivación legal o jurisprudencia alguna que avale la decisión empresarial". El acto de conciliación se celebró sin acuerdo.

Peña toma como punto de partida su contratación que, según él, respondió a las irregularidades detectadas en el funcionamiento de Sevilla Global por parte de la Cámara de Cuentas y a los numerosos procesos judiciales en los que estaba inmersa la sociedad. Se creó así una plaza de asesor jurídico que no se integró hasta más adelante en la Relación de Puestos de Trabajo. Según él, la empresa firmó un "contrato abusivo" con una vinculación al mandato "sin validez" dado que no se trata de un cargo de confianza. Tras las elecciones y con la llegada del nuevo gerente, Pedro Maestre, Peña asegura que obtuvo el compromiso de que "se mantendrá en su puesto". Y así el 30 de junio se le instó, siempre según su relato, a firmar un finiquito para formalizar un nuevo contrato que, según él, fue "un engaño". Éste permitió, según sus cálculos, que se abonará una indemnización inferior en más de 9.000 euros a la que le correspondía. Según su relato, él mismo pidió que su plaza se asignara con un procedimiento selectivo público para poder presentarse, pero el gerente optó por nombrar "por afinidad" a otra persona.

Peña atribuye este "engaño" que considera "una vulneración de los derechos fundamentales" a dos motivos. Por un lado, que se le señale como promotor de los despidos realizados en el anterior mandato a personal de Sevilla Global en medio de una guerra interna de IU y anulados en su mayor parte por los tribunales, una acusación que trata de contrarrestar con un informe que concluye que "lo probable es que los despidos sean declarados nulos" e insta al entonces delegado Carlos Vázquez a "replantearse su decisión" . Por otro lado, a su vinculación con IU. Peña es el promotor de un Centro de Artes Marciales que contó con una importante ayuda pública concedida por el Consistorio a la que asegura que accedió en su condición de presidente de la Asociación de Aikido Kisei Dojo. Además, ocupó el puesto de jefe de grupo adscrito a la primera tenencia de alcaldía y luego se incorporó a su puesto en Sevilla Global. En mayo de 2011, sin militar en la federación, se incorporó como número 21 de la lista, situación que Peña considera la causa de su despido.

 

Un ascenso interno para la dirección de la empresa

El PP optó por situar al frente de Sevilla Global a una persona que formaba parte ya de la plantilla. Pedro Maestre, que hasta ahora era asesor técnico de proyectos, se convirtió en gerente a través de una renegociación de sus condiciones laborales. Así, según recoge su contrato, "pasará a realizar las funciones de alta dirección" y una vez que éstas se extingan "volverá a su puesto anterior en Sevilla Global conservando su antigüedad y demás derechos y obligaciones contractuales". Este contrato, firmado por el delegado de Empleo, Gregorio Serrano, puede acabar también formando parte de la causa abierta por el exasesor jurídico de Sevilla Global. Marcos Peña advierte de que esta fórmula contractual para un funcionario contraviene el Estatuto Básico del Empleado Público.

  • 1