Local

Un 'apagón' nada traumático

Barcelona, Sevilla y Madrid estaban ya adaptadas a la señal de TDT.

el 30 mar 2010 / 18:44 h.

El ministro de Industria presidió el acto institucional de bienvenida a la TDT.

La televisión analógica pasó ayer a no ser más que un recuerdo en Sevilla, Madrid y Barcelona. A las 13.20 horas se produjo el apagón en el repetidor de Valencina de la Concepción (Sevilla) y, con los de Torrespaña y Collserola, la dualidad con la opción digital llegó a su anunciado fin. La TDT es ya la única vía para poder ver la televisión en las tres provincias.

Así, la transición afectó a un total de 16 millones de personas de todo el territorio nacional. En cifras, la comunidad que más problemas podría haber sufrido es Andalucía, en la que 523 municipios cambiaron la emisión analógica por un letrero que les comunicaba el apagón y les remitía a ver la televisión digital. No hubo ningún problema de gravedad.


La evolución tecnológica que se plasmó definitivamente ayer es el fruto de un trabajo que ha movilizado 12.000 millones de euros y ha creado nada menos que 40.000 empleos de forma directa. Además, actualmente hay unas 10.000 empresas cuya función consiste en implantar la TDT, así como la creación de descodificadores adaptados.

En previsión del efecto que el paso dado ayer pudiera crear, el secretario de Estado de Telecomunicaciones y para la Sociedad de la Información, Francisco Ros, explicó que las incidencias fueron “mínimas” y aseguró que, en los municipios que han sufrido el apagón, quien no ve la TDT es “porque no quiere verla”.

Además, Ros señaló que del total de incidencias que han recibido hasta el momento, poco más del uno por ciento se debe a problemas con los centros emisores, y que el resto se debe a la adaptación de las antenas de los vecinos, asunto que no dependen del Gobierno.Así las cosas, la transición pasó ayer sin pena ni gloria, pues, según los datos que facilitó ayer el Ministerio de Industria el 90 por ciento de los hogares españoles ya accedían a la televisión digital, por la señal terrestre o por medio de una plataforma de pago, mientras que el 93 por ciento ya tenía adaptada su antena para recibir la señal de la TDT.

Con estas cifras, no es de extrañar que el ministro de Industria, Miguel Sebastián, calificara el acontecimiento de “histórico” y lo comparase con el paso del blanco y negro al color en la televisión.

Tras la digitalización, turno para la alta definición

Francisco Ros aprovechó ayer para anunciar que el decreto que va a regular la normativa de televisión de alta definición “está en sus últimos trámites” y en cuestión de “semanas” ya podría ser aprobado.

Estos dos años de Plan de Tránsito de la televisión analógica a la digital también ofrecen cifras llamativas como que más de 1.250.000 edificios, es decir 25 millones de viviendas, han tenido que adaptar sus antenas; se han digitalizado casi 5.000 centros emisores; se han tenido reuniones directas con más de 4.000 ayuntamientos y se han repartido más de 10 millones de folletos.

Además ha habido unidades móviles que se han desplazado por España y que han formado de manera directa a más de dos millones de ciudadanos; se han hecho siete campañas de televisión de ámbito estatal y ha habido unas 20.000 inserciones en medios locales tanto de radio como de televisión, que se han ido acomodando a las fechas de cada demarcación.

Además, esta transición también ha hecho que el reciclaje de televisores antiguos aumente considrablemente, hasta un 25 por ciento más que en el mismo período del año pasado. 

Seguimiento en Andalucía

El Defensor del Pueblo Andaluz, José Chamizo, realizará este año una actuación de oficio para determinar el grado de implantación de la TDT en su comunidad autónoma. Así, explicó que va analizar las “carencias” que pueda tener la población, con especial hincapié en las zonas rurales, con una brecha tecnológica superior al resto.

  • 1