Local

Un cambio con el sello de Susana Díaz

La nueva secretaria general del PSOE de Sevilla diseñó una Ejecutiva renovada al 70% y rejuvenecida con gente de su terna.

el 15 jul 2012 / 22:49 h.

TAGS:

Susana Díaz aplaude a sus compañeros una vez sabedora de que ha salido victoriosa en el congreso provincial.

"Nos están esperando y no vamos a defraudarles". Con esa frase, Susana Díaz tomó el sábado las riendas de un PSOE de Sevilla que encontró herido por la eterna división interna -que es un estigma que forma parte de su identidad- y, sobre todo, por la lejanía de una ciudadanía que, simplemente, ha dejado de creer en los políticos.

Para resolver estas encrucijadas, la secretaria general del PSOE de Sevilla ya avanzó, antes incluso de ser elegida por el 67% de los delegados al congreso provincial, que iba a asumir el reto del "cambio" para recuperar la confianza de los ciudadanos. Ese cambio se palpa primero en la composición de una Ejecutiva Provincial en la que sólo 15 dirigentes repiten con respecto al equipo que conformó el exsecretario general José Antonio Viera, hace ya cuatro años.

La renovación de la Ejecutiva, que fue refrendada por el 78% de los votos, es por lo tanto más elevada que la que reclamaban algunos militantes: las nuevsa incorporaciones copan el 70% de la dirección provincial que, además, se ve impregnada por el sello inconfundible de Susana Díaz. Pese a las llamadas a la integración del sector crítico, la holgada victoria obtenida por la dirigente socialista hacía inviable cualquier guiño. Si no se produjo en el año 2004, cuando Viera ganó por un ajustado 55% al ahora parlamentario José Caballos, no iba a ocurrir ahora, pese a que haya voces que, como las del alcalde de Dos Hermanas, Francisco Toscano, reprochan al sector oficialista que el reparto de cargos orgánicos "no representa a toda la militancia".

Con todo ello, el equipo con el que se ha rodeado no deja de seguir un patrón definido. Por una parte, se produce un "salto generacional" que rebaja la media de edad de la Ejecutiva Provincial, que se puede situar en torno a 38 años. Y eso pese a que hay incorporados a esta lista a históricos del partido como la que fue concejal capitalina Autora Atoche. Para rejuvenecer a la dirección provincial, Susana Díaz se ha rodeado incluso con muchos de los compañeros con los que inició su andadura en el partido y con los que comparte experiencia en Juventudes Socialistas: Segundo Benítez, Jerónimo Guerrero y Manuel García Benítez, alcaldes de los municipios de Castilblanco de los Arroyos, El Coronil o El Viso del Alcor; el concejal en el Ayuntamiento de Sevilla Alberto Moriña o los cargos Sergio Cebolla, José Manuel Girela o Juan Borrego. Todos ellos tienen una secretaría.

A esa ristra se suma la apuesta personal de Susana Díaz por concentrar el poder del PSOE de Sevilla en quienes la han apoyado en las diferentes negociaciones mantenidas con los críticos desde enero -tanto en la confección de listas a los congreso federal y regional como a las elecciones andaluza- y que, además, comparten con ella bancada en el Parlamento de Andalucía desde hace unos meses: Carmelo Gómez y José Muñoz .

Al primero se le encomendó la Vicesecretaría 1a y, por lo tanto, la condición de número 2 del PSOE de Sevilla. Este ha sido el espaldarazo definitivo para encaramarse de nuevo en la primera línea política y, para más inri, desde el cargo del que fue cesado hace diez años por el enfrentamiento desatado con el por aquel entonces alcalde de Sevilla Alfredo Sánchez Monteseirín. Pese a que incluso estuvo a punto de ser expulsado del partido -se le llegó a abrir un expediente-, su regreso se daba por cantado desde 2008, cuando regresó a la Ejecutiva de la mano de la propia Susana Díaz.

El otro nombre propio es el de José Muñoz que, al igual que Carmelo Gómez es de los pocos que repite. Sin embargo, ya no tendrá que emplear sus conocimiento en agricultura, como ha realizado los últimos cuatro años. Su tarea será esta vez la de secretario de Organización, clave para cicatrizar las heridas sufridas estos meses y fortalecer a la agrupación más poderosas del país.

Con el armazón montado con su grupo de fieles, la Ejecutiva también ha llevado a la práctica el mensaje de que la única vía de acercamiento con los ciudadanos es a través de sus ayuntamientos, que son los primeros que reciben las quejas e inquietudes. Con ello, no sólo era necesaria la creación de un consejo de alcaldes, sino que además hacía falta que estuvieran representados en los 51 cargos de la dirección provincial. Por este motivo, 19 alcaldes figuran en esta lista de elegidos, encabezados por la alcaldesa de Gerena, Margarita Gutiérrez, que ocupará la Vicesecretaría Segunda del PSOE de Sevilla.

Pero no sólo son las alcaldías, sino que se ha cumplido con la máxima pronunciada en los discursos previos de arropar a los que "pasan frío en la oposición". De ahí que, entre los pocos que repitan en la Ejecutiva provincial , figuren dirigentes a los que le han arrebatado la alcaldía en la última cita con las urnas después de años de gobierno socialista, como son Antonio Maestre (Los Palacios), Antonio Casimiro Gavira (Mairena del Alcor), Juan García Baena (Estepa), Custodio Moreno (Herrera) o María José Cervantes (Villanueva del Río y Minas). En esa representación del municipalismo también suma el presidente de la Diputación de Sevilla, Fernando Rodríguez Villalobos, que es el único que mantiene el mismo cargo honorífico: el de presidente de la agrupación.

Aunque quizás pueder ser la Ejecutiva con más poder para los pueblos de los últimos años, bien es cierto que la nueva secretaria general del PSOE de Sevilla no se olvidó de conceder una cuota representativa a las agrupaciones de la capital, especialmente de las más afines, caso de Triana o Centro. El portavoz municipal en el Ayuntamiento de Sevilla, Juan Espadas, pese a ser de los más activos en la defensa de la candidatura de Susana Díaz, ya estaba descartado tras haber aceptado el ofrecimiento de José Antonio Griñán para repetir en la vocalía del PSOE andaluz. La representación capitalina está conformada, entre otros, por Juan Michi (Pino Montano), Mercedes Gordillo (Centro), Adela Castaño (Este) o los ya citados Alberto Moriña, José Manuel Girela, Aurora Atoche o Carmelo Gómez.

El primer paso será la reunión de la Ejecutiva Provincial , que al cierre de esta edición todavía no había fijado una fecha concreta. Mientras tanto, sus miembros ya tienen una misión encomendada antes incluso de ser nombrados y que ya dijo Susana Díaz en su discurso: explicar pueblo por pueblo las medidas de ajuste del Gobierno central a los sevillanos.

  • 1