Un promotor de Dos Hermanas niega al juez haber estafado a 15 familias

Los denunciantes afirman que les llegó a cobrar la entrega de llaves pese que nunca construyó.

el 15 jun 2011 / 20:53 h.

Los afectados acudieron ayer a declarar en el juicio contra el promotor, que se enfrenta a cuatro años de cárcel.
El promotor que ayer fue juzgado por no construir una promoción de viviendas en Dos Hermanas que había vendido previamente, alegó ayer en la vista oral "trabas" por parte del Ayuntamiento al proyecto, ya que tuvo que modificarlo varias veces y aún así no obtuvo la licencia de obras. El juicio, que se celebró en el Juzgado de lo Penal número 2, quedó visto para sentencia después de que tanto la defensa como la Fiscalía solicitaran la libre absolución y las acusaciones cuatro años de prisión por estafa impropia y 406.650 euros como responsabilidad civil tras siete años esperando.


Fuentes de la defensa del promotor explicaron que éste ha reiterado ante el juez que desistió del proyecto, que consistía en 15 viviendas y 17 garajes en la calle Amancio Renes, ante los "numerosos problemas" del Ayuntamiento que "en dos años" no llegó a darle la licencia de obras. De hecho, su letrado aportó un certificado municipal en el que se recogen los diferente reformados del proyecto, hasta cinco, que realizó el promotor entre 2004 y 2006. En el mismo, escrito "se recoge como al siguiente comprador del solar le dieron la licencia en nueve meses", señalaron.

Además, en el transcurso de la vista, el promotor aseguró que "desde el primer momento" puso a disposición de los compradores el dinero. Así, dijo que "antes de conocer que había sido citado porque habían presentado una querella contra él" depositó en un notario un cheque para cada uno de ellos "con la cantidad que habían entregado más un 80%". "Uno de las parejas aceptó y el resto decidieron plantear la querella porque querían las viviendas". Las mismas fuentes defendieron que "el hecho de no querer seguir con un proyecto no es un delito, él ya ofreció el dinero".

Por su parte, los afectados fueron declarando ante el magistrado uno a uno, relatando su caso. Todos menos una pareja, ya que él falleció "y ella no ha tenido fuerzas para venir", explicó Pepi López, una de las afectadas. Ella su marido, Alfonso Ávila, sólo compraron un garaje que costaba más de 12.000 euros y por el que entregaron "cerca de 9.000 euros", incluida la entrega de llaves. "Nos la cobraron y decidimos no reclamarla porque así al final tendríamos que liquidar menos, pero liquidados nos hemos quedados nosotros", ironizó Alfonso. Ellos son vecinos de la calle en la que se iba a levantar la promoción, como la mayoría del resto de los compradores, y decidieron comprar la cochera "porque teníamos coche nuevo, pero ya tiene nueve años", dijo Pepi.

El caso de Purificación Lucena es aún peor, porque ella le vendió el solar al promotor y luego decidió comprar una casa "por algo sentimental, para conservar un trocito. Y mira ahora, sin casa y sin 36.000 euros", aseguró. Lo mismo le ocurrió al hermano de Alfonso, Pepe ávila, y a su mujer. "Compramos porque entonces vivíamos con mi suegro. Él ya ha muerto y ya no queremos saber nada de comprar nada. Nos han quitado la ilusión", señaló.

  • 1