Un 'socio' de conveniencia bajo sospecha

Tal día como ayer, hace dos años, Juan Enciso se dio un baño de multitudes que nada tiene que ver con la jornada vivida entre policías registrando su Ayuntamiento desde 1991. Y es que el 20 de octubre de 2007 se celebró el I Congreso provincial del PAL, el partido que fundó en 2005 tras ser expulsado del PP por apoyar a su amigo José Añez cuando se negó a dejar la presidencia de la Diputación de Almería como le exigía la dirección popular. En el cónclave fue reelegido por unanimidad (con un sólo voto en blanco), presidente del PAL.

 

Juan Enciso, al borde de los 60 años, ya era alcalde de El Ejido cuando los plásticos empezaban a llenar sus campos y su población crecía al mismo ritmo que su renta per cápita gracias a manos inmigrantes. Pero ante los sucesos xenófobos de 2000, no dudó en culpar a unas leyes de extranjería blandas que "hacen cada vez más fácil que lleguen más sinvergüenzas", y su fama traspasó las fronteras de la política almeriense y andaluza.

Aún era auspiciado por el PP, pese a que la controversia sembró algunas dudas sobre su candidatura a las municipales de 2003. Pero si algo ha dejado claro Enciso a a quien le echaba un pulso es que no necesitaba a nadie. Enarbolaba sus resultados, con mayorías absolutas encadenadas, y tras coquetear con el GIL, el PP no quiso arriesgarse: volvió a presentarle y arrasó. Confiado, en 2005 sobrevaloró sus fuerzas y tensó la cuerda con el asunto Añez. Ahí llegó el fin de su carrera popular pero para nada el de su vida política.

Con el cambio de siglas, Enciso no sólo volvió a arrasar en El Ejido sino que el PSOE, que en su día lo tildó de "ultraderechista", lo olvidó todo con tal de que el PAL le ayudara a recuperar la Diputación tras doce años en manos del PP. Y firmó un pacto, roto ayer, que provocó no pocas situaciones incómodas, como que no saliera adelante una iniciativa de IU y PSOE para retirar los honores concedidos en su día a Franco porque sus socios del PAL votaron en contra (en sintonía con el PP).

Y es que Enciso puede presumir en su haber político de haber colocado en incómoda situación tanto al PSOE como al PP. Cuando decidió presentar al PAL a las autonómicas, se midió en campaña con el mismísimo Javier Arenas, ya que éste concurrió por Almería. Y mientras PSOE y PAL se daban las manos en Diputación, en el Ayuntamiento de El Ejido los socialistas tan pronto criticaban sus ordenanzas antinudistas como denunciaban la construcción de casas ilegales con materiales del Plan E. Ayer todos se apresuraban a alejarse de Enciso pero lo cierto es que en su trayectoria no le han faltado amigos, aunque fueran de conveniencia. Y él los supo aprovechar.

el 20 oct 2009 / 20:25 h.

Juan Enciso, hace justo dos años, tras su reelección como presidente del PAL en el I Congreso del partido que fundó tras ser expulsado del PP.
La trayectoria de Juan Enciso está marcada por vaivenes políticos de los que siempre salió airoso, pues quienes hoy marcan distancias se aprovecharon de su éxito electoral y pasaron por alto una carrera cargada de controversia en el fondo y en las formas.

  • 1