Cultura

Una cartografía de la España que no pudo ser

La Andalucía del exilio (Fundación Lara) es el título del volumen que reúne diversos reportajes que la periodista sevillana Eva Díaz Pérez ha ido publicando en El Mundo en torno a un importante pero poco divulgado fragmento de la memoria histórica, el de la España peregrina. (Foto: Gregorio Barrera).

el 15 sep 2009 / 03:21 h.

La Andalucía del exilio (Fundación Lara) es el título del volumen que reúne diversos reportajes que la periodista sevillana Eva Díaz Pérez ha ido publicando en El Mundo en torno a un importante pero poco divulgado fragmento de la memoria histórica, el de la España peregrina.

Díaz Pérez se documentaba para su novela El club de la memoria -finalista del último Premio Nadal- cuando entendió que había hecho acopio de una ingente cantidad de historias, personajes y anécdotas desconocidas hasta la fecha. Entonces propuso a su periódico publicar una serie de semblanzas del exilio andaluz, que ahora suman casi 300 páginas en esta edición.

Desde Adolfo Sánchez Vázquez a Lorca, de Machado a Américo Castro, Ayala, Prados, Giner de los Ríos, Altolaguirre, Alberti o María Zambrano, la periodista y escritora estima que la historia del exilio es tan inabarcable como apasionante el esfuerzo por capturar nombres y ciudades que fueron prolongación de Andalucía, como México o Buenos Aires.

"Necesitaba meterme en la angustia del exiliado, casi como si fuera un personaje de una de mis novelas", explicó a la prensa. "Pero también quise saber cómo muchos de ellos convirtieron en materia literaria la derrota del exilio", agrega la autora.

Desde el Garfias declamando versos por los tugurios mexicanos a la Victoria Kent refugiada de la Gestapo en una buhardilla parisina, Eva Díaz Pérez ha debido trabajar muy duro no sólo para poner orden en la marejada de datos, sino para acceder a la obra de muchos de estos personajes, inencontrable durante décadas. "Gracias a internet, o a proyectos como la Biblioteca del Exilio de la editorial Renacimiento, he podido leer textos difíciles de conseguir", dice, "pero sigue habiendo mucho material escondido".

Aunque el grueso del contenido del volumen son semblanzas narrativas de seres que Díaz Pérez considera "referentes intelectuales y éticos, muchos de los cuales siguen sin tener su justo reconocimiento", la autora ha querido aportar también un guiño imaginativo donde especula sobre una España que no pudo ser. En cualquier caso, las páginas de La Andalucía del exilio están cruzadas por un estupor y una tristeza que, como recuerda la escritora, plasmó de manera inmejorable María Teresa León con estas palabras: "Los exiliados estamos cansados de no saber dónde morirnos".

  • 1