Local

Una comisión de 21 miembros visará las obras con afección patrimonial

"Ganaremos unos dos meses al evitar el colapso de asuntos que siempre hay en la Delegación Provincial de Cultura de la Junta", valoró ayer la portavoz del Ayuntamiento, Maribel Montaño, tras la constitución de la Comisión Local de Patrimonio, órgano consultivo que nace con polémica por su composición.

el 16 sep 2009 / 03:24 h.

TAGS:

"Ganaremos unos dos meses al evitar el colapso de asuntos que siempre hay en la Delegación Provincial de Cultura de la Junta", valoró ayer la portavoz del Ayuntamiento, Maribel Montaño, tras la constitución de la Comisión Local de Patrimonio, órgano consultivo que nace con polémica por su composición.

Con retraso sobre sus sucesivos anuncios, pero ya está aquí. Sevilla, como Marchena y Écija, tiene desde ayer un ente que velará por el cumplimiento de la Ley de Patrimonio en cuantas licencias de obras se soliciten a la Gerencia Municipal de Urbanismo. Hasta ahora, todas aquellas que estuviesen dentro de las zonas patrimonialmente protegidas de la ciudad debían, además de por Urbanismo, ser visadas por la Consejería de Cultura a través de su Comisión Provincial de Patrimonio Histórico. Y esto ralentizaba sumamente la obtención de las licencias porque esta comisión atiende cientos de asuntos llegados de toda la provincia.

A partir de ahora, el Ayuntamiento descargará de buena parte de esta responsabilidad a la Junta merced a la validación por parte de ésta del nuevo órgano asesor municipal en materia de patrimonio. "Esta comisión nos permitirá ahorrar unos dos meses de media, tiempo que pasaba entre que un expediente era aprobado inicialmente por Urbanismo, se mandaba a Cultura de la Junta y regresaba validado", desgranó Montaño.

Ahora bien, hay que dejar claro que el alcance de la Comisión Local de Patrimonio es limitado: los asuntos concernientes a los bienes de interés cultural de la ciudad, monumentos principales, jardines históricos y zonas arqueológicas seguirán siendo competencia (es decir, visados) de la Junta, quedando en manos municipales aquellas zonas con planes especiales de protección convalidados por la Junta. Sevilla está dividida en 27 zonas, de las que hay ocho en tramitación, por lo que hasta que no sean convalidadas deberán seguir pasando por manos de la Junta.

El nuevo órgano se reunirá una vez cada 15 días en la sede de Urbanismo, donde se analizarán los casos sobre los que la comisión tiene jurisdicción. Su composición es polémica. Lo integran 21 miembros (28 si se incluyen los suplentes). La presidencia es del alcalde y la vicepresidencia del delegado de Urbanismo, Alfonso Rodríguez Gómez de Celis, quien aporta dos miembros técnicos de su negociado, por otros dos de la de Cultura, además de la propia delegada, Maribel Montaño. También está Torrijos y un técnico de Cultura de la Junta. La controversia viene porque se ha dejado fuera a las asociaciones conservacionistas y a la oposición.

Montaño quiso ayer zanjar la polémica cargando la responsabilidad sobre el Consejo Económico y Social de Sevilla. "Es éste el que nos debía dar los representantes de tres colectivos, el empresarial, el sindical y el social, y en este último apartado podría habernos dado el nombre de alguna entidad conservacionista, pero no lo ha hecho. Igual en el futuro, porque esto no es algo cerrado", valoró. Sobre la ausencia de la oposición, se escudó en que los modelos de comisiones de patrimonio estudiadas no le dan cabida, "y la ley tampoco lo estipula".

Los conservacionistas de Adepa tildaron ayer de oscurantista y dictatorial" la recién nacida Comisión Local de Patrimonio.

  • 1