Local

> Una de las principales hipótesis es que la víctima originara el incendio

el 15 sep 2009 / 16:52 h.

TAGS:

El director gerente del complejo hospitalario Virgen del Rocío de Sevilla, Joseba Barroeta, reconoció hoy que una de las principales hipótesis en las que está trabajando la jueza de guardia y la policía judicial que se ha hecho cargo de la investigación tras el incendio declarado esta misma mañana en la Unidad de Psiquiatría del hospital se centra en que el paciente pudiera haber originado el incendio, aunque por el momento se desconoce si fue accidental o provocado.

En declaraciones a los periodistas, Barroeta detalló que las primeras investigaciones apuntan a que el foco que originó el fuego, que se declaró a las 6.30 horas de hoy, partió de la habitación de la víctima, "momento en el que el médico de guardia que minutos antes lo había atendido activó el botón rojo de emergencias".

Así, y preguntado acerca de la posibilidad de que la propia víctima provocara el incendio, reconoció que dicha hipótesis "es una de las principales en las que se trabaja en estos momentos", si bien puntualizó que dicho supuesto "lo tendrá que acabar de confirmar la juez de guardia que se ha encargado del caso, así como la policía judicial". De hecho, aclaró que desde el hospital "no podemos confirmar esta situación".

Cuestionado, pese a todo, acerca de cómo ha sido posible que se registre un incendio de estas características en una zona de máxima seguridad, como es el área de Psiquiatría, explicó que el perfil de los enfermos psiquiátricos responde al de pacientes "que son siempre críticos", toda vez que sido dejar claro que "a pesar de todas las medidas que tomamos siempre hay un elemento de riesgo".

Al hilo de ello, admitió igualmente que aún desconocen "que ha podido ocurrir", insistió que "aún está abierta la investigación, aunque sí reconoció que una de las hipótesis que cobra más fuerza es que el incendio se registró "en la misma habitación" y producido tras prenderse fuego "en la ropa del colchón de esta habitación".

Cuestionado también sobre si cabe la posibilidad de que el enfermo ingresara con algún encendedor o aparato similar, reconoció que "es posible", aunque matizó que "todos los enfermos, inclusive los ingresado en la Unidad de Psiquiatría, no pueden fumar".

"Precisamente este hospital identificó en sus protocolos de seguridad que el fumar en estas áreas o habitaciones representa un elemento de riesgo, por lo que sólo pueden hacerlo fuera de las áreas cubiertas del hospital en los paseos diarios que realizan".

REUBICACION DE PACIENTES

En cuanto al resto de pacientes ingresados en dicha unidad, precisó que un total de 29 enfermos "se ha tenido que reubicar en otras áreas del complejo hospitalario", si bien avanzó que "en estos momentos" también se baraja la posibilidad de trasladar a 11 de estos pacientes, "los que tienen un carácter más agudo", a otras unidades de Psiquiatría de los hospitales de Valme, Macarena y Osuna.

"Este traslado barajamos hacerlo en las próximas horas, pero sólo hasta que se restablezca la normalidad en esta unidad, que será en las próximas 48 horas". El resto de los pacientes, prosiguió, "no han tenido problema, siendo en el resto del hospital la normalidad la tónica general".

Agregó que también se han reubicado "provisionalmente" a enfermos hematológicos debido al humo originado, si bien dijo que "en las próximas horas también estarán todos ubicados en sus respectivos dispositivos".

En cuanto a la identidad del enfermo fallecido y cuestionado acerca de si dicho paciente pudiera ser especialmente conflictivo, declinó ofrecer dato alguno sobre el mismo "al estar en manos de la juez y la policía judicial". Con todo, afirmó que "hace unas dos horas" se informó a la familia del fallecido de todos los hechos acaecidos. Sea como fuere, confirmó que era un enfermo que ingresó en el día de ayer.

ACTUACION BOMBEROS Y POLICIA

Por otra parte, Barroeta felicitó el trabajo desarrollado por los bomberos, ya que, "nada más que el médico de guardia activase la alarma, se presentaron inmediatamente en el hospital en un tiempo inferior a los 10 minutos y han resuelto el problema", alabó. Del mismo modo, agradeció la labor de la Policía Local y Nacional, así como del resto de cuerpos que han intervenido en este siniestro.

Finalmente, reconoció que la habitación donde se registró presuntamente este foco "ha quedado muy afectada", mientras que el resto del área "ha quedado impregnada de humo".

Por su parte, el jefe de extinción de bomberos de Sevilla, Antonio Roda, explicó en declaraciones a los periodistas que hasta el lugar de los hechos se desplazaron dotaciones de tres parques de bomberos de la capital hispalense.

En concreto, precisó que los bomberos desplazados pertenecían al parque central de San Bernardo, del Polígono Sur y de la Carretera Amarilla de la ciudad sevillana, a lo que sumó que "en total han sido 10 dotaciones de bomberos".

Asimismo, indicó que cuando llegaron las dotaciones de bomberos, "el personal del centro ya estaba trabajando para sofocar el incendio". A pesar de ello, añadió, tuvieron algunas dificultades para evacuar a los pacientes, aunque finalmente "algunos salieron andando y otros en las propias camillas".

"Cuando llegamos al lugar del incendio nos encontramos a una persona fallecida, varón, que según han confirmado podría estar en la habitación número 165 del ala de psiquiatría. El cuerpo estaba totalmente quemado en el foco en el que se ha producido el incendio", apuntó.

En este sentido, el jefe de extinción de bomberos de Sevilla señaló que el incendio "estaba focalizado" y aseguró que lo más complicado ha sido la "gran cantidad de humo", pero afortunadamente, dijo, "no ha habido que lamentar más víctimas".

  • 1