Local

Una década sin electricidad en 200 pisos de Chiclana

Más de un centenar de vecinos residentes en viviendas ilegales del núcleo rural de Chiclana ha plantado cara al nuevo equipo de gobierno para obtener la red eléctrica. Es un compromiso de los anteriores gobiernos socialistas con los que se iniciaron las obras para dar suministro a Los Llanos, una zona donde viven unas 200 familias.

el 14 sep 2009 / 19:40 h.

TAGS:

Más de un centenar de vecinos residentes en viviendas ilegales del núcleo rural de Chiclana ha plantado cara al nuevo equipo de gobierno para obtener la red eléctrica. Es un compromiso de los anteriores gobiernos socialistas con los que se iniciaron las obras para dar suministro a Los Llanos, una zona donde viven unas 200 familias. Este colectivo se ha organizado y ha asistido al Pleno municipal para exigir que se culmine este proyecto.

"Las obras están acabadas y sólo nos queda conectar un cable", señaló Antonia Rodríguez, una de las afectadas. Estos trabajos en la zona han costado, según la asociación, 450.000 euros. Los vecinos arrastran está petición desde hace una década cuando llegaron a un acuerdo con el alcalde socialista Manuel Jiménez Barrios para la electrificación del diseminado. Posteriormente no han conseguido que se materialice esta medida ni con su sucesor, José María Román, ni con el nuevo equipo de gobierno cuatripartito, formado por PP, IU, PA y PSA.

Por eso, en sesión plenaria denunciaron ante el alcalde Eduardo Marín (PP) que en otras zonas de Chiclana se están instalando transformadores de forma ilegal mientras que ellos desde el año 1997 continúan a la espera de que se cumpla el compromiso del Gobierno local. "Hemos llegado a la encrucijada de encontrar un grupo de gobierno al que este asunto le atrajo mientras estaba en la oposición. Ahora dice que esta historia no es suya y que la oposición socialista les cortaría la cabeza políticamente hablando, si accedieran a solucionar el problema", señala la asociación.

El delegado de Urbanismo, José Pedro Butrón (IU), se comprometió a reunirse la próxima semana con este colectivo para intentar buscar una solución. Sin embargo, insiste en que es un problema que surge a raíz del "incumplimiento" de los alcaldes socialistas. El Ayuntamiento creará el próximo mes una oficina de regularización con la que piensa regularizar la situación de entre 15.000 y 16.000 viviendas ilegales. Un proceso que inició el anterior gobierno del PSOE.

  • 1