martes, 13 noviembre 2018
18:50
, última actualización
Local

Una fiesta en pro de la radio social

Zoido se comprometió en susmicrófonos a mantenerla. Ahora su futuro peligra.

el 26 may 2012 / 18:49 h.

TAGS:

Durante la jornada varias bandas amenizaron la velada.

En 2005 un grupo de entusiastas montó Radiópolis. Un año después les robaron los bártulos para emitir. Y en 2007, ya repuestos del susto, Radiópolis comenzó a sonar en el 98.4 del dial. Sus creadores nunca ha sabido de audiencias pero sí han recibido cada año el mejor aval para continuar en las ondas: el suyo ha sido el proyecto más votado en todas las ediciones de los Presupuestos Participativos, señal inequívoca de que había alguien al otro lado.

Ahora sin embargo, Radiópolis -radicada en la bohemia y depauperada torre ferroviaria de Torneo, frente a la calle Baños- se debate entre la continuidad o la desaparición.Una situación a la que la ha abocado el actual Gobierno municipal, que no siente especial simpatía por una frecuencia muy querida por el arco de izquierdas de la corporación.

Paradójicamente, en plena campaña electoral, el hoy alcalde Juan Ignacio Zoido, visitó Radiópolis y fue entrevistado en el magazine La ventana de la vida, allí mostró su simpatía por el proyecto y se expresó en términos elogiosos hacia la emisora. Incluso apuntó la posibidad de mejorarla. En los mismos términos, la hoy concejal de Cultura y Deportes, María del Mar Sánchez Estrella, en el programa Ensiamesados evidenció ampliamente su apoyo a esta iniciativa filantrópica en la que conviven programas culturales y sociales y en la que sólo cobran -cuando pueden- dos técnicos de sonido.

Ayer, el Parque del Alamillo fue testigo del Festival Radiópolis, una intensa jornada consagrada a obtener beneficios para mantener con vida una emisora que recibirá una cifra inferior a la originalmente consignada para la propuesta ganadora de los Presupuestos Participativos. Por allí pasaron grupos como Los Sentíos, Marvin Green, Farmacopea, Kiko Veneno y Pájaro, entre muchos otros. Además, se hizo la radio en directo durante todo el día, y centenares de sevillanos mostraron su apoyo a una iniciativa que da voz a numerosos colectivos y cuya parrilla "siempre está abierta para el ciudadano que quiera comprometerse a hacer un programa", según cuentan sus coordinadores.

También estuvo la concejal de IU, Josefa Medrano, que lamentó el "rechazo" mostrado por el PP en el Pleno del viernes a la moción presentada por su grupo para pedir al Gobierno local que garantice la financiación de Radiópolis. Y, al hilo de esto, criticó el "desprecio absoluto y la falta de respeto" con que el delegado de Participación Ciudadana, Beltrán Pérez, se refirió a este proyecto durante el debate, llegando a sostener que no era su prioridad salvar "un programa para minorías". Pérez, por su parte, contestó indicando que "se está trabajando desde su delegación en otras iniciativas para que la voz de Sevilla se escuche más alto y no se realice un fraude de ley", en relación a un crédito de 50.000 euros concedido en 2011.

  • 1