Local

Una manifestación pedirá que sigan buscando a Marta en Camas

La marcha recorrerá el sábado la ciudad para pedir que se amplíe el rastreo y sus participantes se ofrecen incluso a pagar los gastos de las grúas

el 07 oct 2009 / 19:52 h.

TAGS:

El padre y la madre de Marta, durante una manifestación.
Una manifestación convocada por la plataforma Marta del Castillo recorrerá el sábado el municipio de Camas para pedir que se amplíe el reciente rastreo realizado en las inmediaciones de la casa en la que vivía el principal inculpado en la muerte de la joven, Miguel Carcaño, cuando se produjo el crimen.


La marcha partirá a las 12 del mediodía de la plaza del Eucalipto (junto al bar Pepito, situado muy cerca del lugar el que se realizó la búsqueda hace una semana) y seguirá por la avenida principal de Camas, continuará por la avenida Santa María de Gracia y finalizará en la plaza de Nuestra Señora de los Dolores, donde se encuentra el Ayuntamiento camero. Una vez allí, está previsto que los familiares de Marta que acudan a la convocatoria -probablemente sus padres, su abuelo y algunos de sus tíos- dirijan unas palabras a los asistentes.

A la manifestación han confirmado su presencia el alcalde de Camas, Rafael Recio, y "numerosos miembros de la plataforma Marta del Castillo no sólo de Sevilla, sino también de otros municipios", según explicó ayer María Antonia López, la coordinadora de esta entidad.

La búsqueda en Camas, en el descampado situado detrás de la casa en la que entonces vivía Miguel Carcaño con su novia, se inició cuando la propia ex novia del supuesto autor del crimen confesó a la Policía a mediados del mes pasado que Miguel le había dicho que allí fue escondido el cadáver de Marta, muerta la madrugada del 24 al 25 de enero en su piso de la calle León XIII.

La Policía Nacional indagó en el terreno durante diez días, revisando con el grupo de Subsuelo las cañerías subterráneas de desagüe existentes en el monte, y finalmente se abrió una zanja con ayuda de tres grúas, porque los vecinos decían que en ese lugar había una obra abierta en las fechas en las que Marta murió.

El rastreo, que se efectuó para no dejar ninguna posibilidad abierta pero con poca confianza en que la versión fuese cierta, resultó infructuoso: no se encontró el más mínimo indicio de que el cadáver de la joven hubiera podido estar nunca allí.

Pero la familia de Marta consideró que no se había rastreado bien la zona y que se había buscado en un lugar erróneo, por lo que reclamó que se ampliara la búsqueda en el descampado.

El padre de Marta, Antonio del Castillo, ya había mostrado otras veces su convencimiento de que los autores del crimen llevaron el cuerpo de la joven a Camas porque allí era donde Miguel estaba viviendo entonces. Su teoría choca con la hipótesis de los investigadores, que defienden que el cuerpo fue arrojado al río Guadalquivir, ya que en esa versión coincidieron tres de los implicados en el primer testimonio que dieron tras ser detenidos.

La plataforma ha querido apoyar la petición de la familia de que se amplíe la búsqueda organizando esta manifestación, en unión con vecinos de los barrios Estaca de la Cruz y Caño Ronco, en Camas. Los voluntarios aseguran además que "están dispuestos a poner dinero si hace falta para que se contraten grúas con las que continuar excavando", según explicó la coordinadora de la plataforma Marta del Castillo, que invitó a "todos los ciudadanos, de Sevilla o de fuera de Sevilla", a sumarse a la marcha.

  • 1