Local

Una nazarena en el desierto

María Jesús Santacruz, una nazarena de 24 años, será la representante española de la quinta edición del programa Connecting Cultures (Conexión de Culturas) organizado por la ONU.

el 22 nov 2009 / 20:20 h.

TAGS:

Gracias a una beca, María Jesús Santacruz representará a España en una travesía en Omán.

El próximo 2 de diciembre empezará la quinta edición del programa Connecting Cultures (Conexión de Culturas) organizado por la ONU. Y este año la encargada de representar a España en el desierto de Omán será María Jesús Santacruz, una nazarena de 24 años que compartirá alojamiento en el desierto durante cinco días con representantes de Omán, Jordán, Arabia Saudí y Qatar, junto con otras mujeres de nacionalidades europeas como Inglaterra, Austria, Holanda o Noruega.

En María Jesús se adivina una personalidad multicultural: desde los 17 años está viajando por el mundo, desde Irlanda hasta México, para conocer otras culturas. Ya cuando comenzó su carrera universitaria sabía que quería irse de beca Erasmus. Además, la vida le ha hecho convertirse en una gran analizadora de las culturas, tanto ajenas como propias: "Observar otras culturas siempre me ha encantado. Todas las costumbres me sorprenden. Incluso todavía hoy me llama la atención el arraigo que tienen los sevillanos por la Semana Santa".

Quizá por eso se apuntó al grupo de danza de Dos Hermanas, donde tratan de recuperar los bailes tradicionales y típicos para que no se pierdan con el tiempo. María Jesús cree que esa afiliación al grupo de danza fue "la punta definitiva" para que la eligieran para ir a Omán, señala mientras se hincha de responsabilidad al definirse a sí misma como "la representante de la cultura española en el desierto".

En el programa compartirá camello en los viajes con alguna representante del mundo islámico, a quienes está deseando preguntarles qué dijeron sus padres cuando se apuntaron al programa, sabiendo que se encontrarían con mujeres libres y sin ataduras religiosas como ella.

No obstante, María Jesús ya sabe que no representa ni a Sevilla ni a Andalucía, si no a toda España, por eso asume que hablará con sus compañeras de su región, pero también llevará fotos y hablará de las costumbres de Cataluña, Galicia o el País Vasco: "Tendré que comentar que en Euskadi hay un sector de la gente que no quieren ser españoles".

Pero aún más espinoso será cuando el último día sean recibidos por embajadores de los distintos gobiernos que participan en el proyecto, evento para el cual deberán ir vestidos con ropas tradicionales de cada país. María Jesús, que es una nazarena del siglo XXI, bromea con la situación: "Los volantes llegarán a Omán". Su homóloga noruega, con quien ya se comunica a través del foro de Connecting Cultures, le ha dicho que su acompañante será un miembro de la realeza de aquel país. María Jesús todavía no tiene noticias de qué miembro del Gobierno español será su acompañante.

  • 1