lunes, 18 febrero 2019
20:11
, última actualización
Economía

Una reforma que no gusta a unos ni a otros

La patronal cree que la propuesta del Gobierno se queda corta y los sindicatos ven en ella una lesión de los derechos de los trabajadores.

el 12 jun 2010 / 12:04 h.

Pese a la defensa de Zapatero, la propuesta de reforma laboral del Gobierno no convence ni a empresarios ni a sindicatos. A los primeros porque consideran que no contribuirá a la creación de empleo y no aclara "suficientemente" las causas del despido. Y a los segundos porque señalan que acarrea un recorte de los derechos de los trabajadores.

La organización patronal CEOE explicó ayer que las modificaciones dadas a conocer y que podría aprobar el Ejecutivo el próximo miércoles no generarán empleo porque no se generalizan los contratos de 33 días y no facilita la transformación de los contratos temporales en contratos de fomento del empleo.

En su primera valoración al texto remitido por Trabajo a los agentes sociales y grupos parlamentarios, la CEOE dice que "no supone una disminución real del coste del despido para el empresario".

En su opinión, la reducción de 8 días del coste del despido es aparente, dado que su cobertura se hará a cargo del Fondo de Garantía Salarial (Fogasa), sufragado únicamente por los empresarios.

Además, la reforma que pretende el Gobierno "no clarifica suficientemente las causas y los procedimientos del despido", y contribuirá a elevar los costes de las empresas que necesitan contratas de obras y servicios durante más de dos años, además de penalizar la contratación temporal.

Por todo ello, la patronal consideró que el texto "no contribuye a la necesaria y urgente modernización del mercado laboral y no está a la altura de las necesidades del país". Por ello, solicitó del Gobierno que sea más ambicioso con los cambios para promover la contratación indefinida, disminuir los costes empresariales y aumentar la flexibilidad, por lo que le remitirá "las medidas que considera imprescindibles".

Para los sindicatos, que señalan que la propuesta "lesiona" los derechos de los trabajadores puesto que abarata el despido y da todo el poder al empresario para modificar las condiciones laborales de las plantillas, está ahora más justificada la huelga general.

  • 1