Deportes

Unas vacaciones de pesadilla para el meta Jesús Guisado

El arquero de Sevilla Este no militará en la Lebrijana a causa de unas vacaciones contratadas con anterioridad a su fichaje.

el 03 ago 2013 / 10:33 h.

IMG_1936 Guisado posa para El Correo de Andalucía. Jesús Guisado Castro (Sevilla, 3 de abril de 1989) camina silencioso y con semblante serio. El meta de Sevilla Este se ha erigido en el protagonista involuntario del estío en Tercera División, una categoría de la que podría ausentarse de la forma más extraña posible. Se comprometió con el Coria de Mariano Suárez, que anunció su fichaje antes del bolo ante el Real Betis y, en apenas unos días, se enroló en la disciplina de la Balompédica Lebrijana de Joaquín Hidalgo, su valedor. Y fue entonces cuando experimentó una auténtica pesadilla a causa de unas idílicas vacaciones en Tenerife junto a su familia. El arquero comunicó al cuerpo técnico balono que del 9 al 19 de agosto no acudiría a los entrenos para volar a Canarias, un viaje por el que ya había desembolsado 800 euros, cantidad que había logrado reunir gracias a su trabajo como monitor de una escuela deportiva en el mes de julio. Según la versión del club, el arquero comunicó su ausencia en el tercer entrenamiento a las órdenes de Hidalgo, mientras que el protagonista de la historia argumenta que informó de la incidencia desde el primer momento. “Nunca quise engañar a nadie, sino que se supiera que me iba a ir de vacaciones, algo que iban a respetar en Coria”, apunta con tono de voz conciliador. “Yo no le critico nada ni al cuerpo técnico, que es de fábula, ni a los que han sido mis compañeros, ya que su trato ha sido estupendo, sino a la directiva, que ni siquiera me dio la oportunidad de decidir. El día que les iba a decir que estaba dispuesto a perder parte del dinero me entero que ya habían fichado a otro portero -el ex del Xerez B Iván Ares-”, lamenta. Fue entonces cuando las anheladas vacaciones junto a su novia y su familia se convirtieron en una auténtica pesadilla. En la Lebrijana justifican su decisión en un tema de funcionamiento interno. La entidad lebrijana, a través de la dirección deportiva, ya había comunicado a Plata, un goleador nato en las últimas campañas, su marcha del plantel albiazul a causa de sus compromisos laborales, una situación similar a la de Paquito, natural de la localidad y que no competirá en Tercera al residir en Algeciras y no poder acudir los cuatro días que están fijados los entrenamientos. “Yo estoy ahora en una situación difícil, ya que rechacé jugar en el Coria porque pensé que la Lebrijana apostaba de verdad por mí y a estas alturas del verano me encuentro con esto”, apunta resignado.

  • 1