Local

Uno de cada cinco niños andaluces padecen obesidad, según la Consejería de Salud

Esta investigación se ha realizado a raíz de una muestra de 1.722 menores de entre seis y nueve años en la comunidad autónoma.

el 16 oct 2011 / 10:50 h.

TAGS:

Uno de cada cinco niños andaluces padece obesidad, según reflejan los datos obtenidos en el estudio Aladino, una iniciativa desarrollada por la Consejería de Salud en colaboración con la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición y que ha recopilado información de 1.722 menores de entre 6 y 10 años en la comunidad autónoma. Este estudio se ha realizado en todo el territorio nacional en una muestra de 7.923 niños entre octubre de 2010 y mayo de 2011.

El estudio de prevalencia refleja obesidad en uno de cada cinco niños andaluces (22,5%), un porcentaje que se sitúa 3,4 puntos por encima de la media nacional (19,1%). En cuanto a los datos de sobrepeso, el 24,1% de los menores andaluces se sitúan en este abanico (26,1% a nivel nacional). Asimismo, un 52,4% de los pequeños entran en la categoría de normopeso, cifra en España se sitúa en el 54,1%, y tan solo un 0,9% de los niños se sitúan en la categoría de delgadez (0,7% en todo el país).

La información se ha obtenido a través de cuestionarios enviados a los colegios y a familias y entrevistas presenciales en los centros educativos para recoger las medidas del peso corporal, altura, cadera y cintura utilizando material de medición de precisión. Se trata de un estudio europeo enmarcado en la estrategia de la Organización Mundial de la Salud, según ha explicado la Consejería de Salud en un comunicado.

LOS NIÑOS, MAS OBESOS QUE LA NIÑAS

Los datos segmentados por género reflejan que en Andalucía la cifra de obesidad en niños es superior a la de las niñas, un 25,4% de los niños con respecto al 19,7% de las niñas. En cuanto al sobrepeso, los porcentajes están más igualados. En esta categoría se enmarcan un 24,6% de los niños y un 23,6% de las niñas. Por su parte, un 55,7% de las niñas se encuentran en normopeso y un 49,2% de los niños.

En lo que se refiere a las edades, el porcentaje más elevado de obesidad se encuentra en los menores de nueve años (25,4%), seguido por los de 7 (23,3%), los de 8 (22,5%) y, por último, los de 6 (18,1%). Además, un 25,6% de los niños de 6 y de los de 9 años se sitúan en índices de sobrepeso, seguido de los de 7 (23,1%) y los de 8 (22,5%).

En este estudio se han estudiado también los hábitos frecuentes de los pequeños en el hogar. En este sentido, los resultados arrojan que el 61,2% de los niños no cuentan con dispositivos técnicos como ordenador personal, TV, consola o DVD en su habitación. De los que no tienen, un 46,5% padece sobrepeso u obesidad y de los que sí, un 47,2%.

Asimismo, el estudio refleja que un 33,4% de los menores andaluces ocupan menos de una hora cuando están en su domicilio a tiempo de ocio frente a dispositivos electrónicos; un 26,8% no dedican tiempo alguno; un 17,5% alrededor de dos horas; un 15,9% alrededor de una y tan solo un 6,3% tres o más. De los que dedican dos o más horas alrededor de un 45% se sitúa en índices de sobrepreso u obesidad, un porcentaje ligeramente superior al resto (diferencia de 1 punto porcentual).

El 70,4% de los menores incluidos en el estudio come en casa en comparación con el 29,6% que lo hace en el colegio. Del primer grupo, el 47,4% padece sobrepeso u obesidad y del segundo un 46,9%.

En esta investigación se ha estudiado además las características de los padres y madres de los pequeños en cuanto a nivel educativo y de ingresos. Los datos no reflejan diferencias significativas entre los diferentes sectores ya que los porcentajes de progenitores que cuentan con sobrepeso u obesidad se sitúan en un 45,4% si han finalizado los estudios de primaria, un 47,6% los de secundaria y un 47,1% los que tienen estudios universitarios.

En lo que se refiere a los ingresos tampoco existen diferencias significativas. Un 47,8% de los padres se encuentra en los índices de sobrepeso u obesidad en hogares que ingresan menos de 1.500 euros al mes; un 45,6% en hogares con ingresos de 1.501 a 2.500 euros; y un 43,5% en hogares que ingresan más.

ANDALUCIA, EN LA MEDIA NACIONAL

Los resultados de este estudio sitúan a Andalucía en la media nacional con respecto a otras comunidades. El estudio anterior (EnKid) con datos de 1998-2000 situaba a Andalucía entre los territorios con mayor índice de obesidad infantil.

La comunidad autónoma comparte con otras comunidades autónomas los factores de riesgo relacionados con el desarrollo de obesidad: abandono de la dieta mediterránea, sedentarismo creciente, bajo nivel de actividad física en el tiempo libre y escasa percepción todavía por parte de algunos sectores de la población sobre las consecuencias del sobrepeso y de la obesidad para la salud

La Consejería de Salud cuenta desde 2007 con Plan Integral de Obesidad Infantil para prevenir, detectar de forma precoz y combatir esta patología. El plan, que se desarrolla durante el periodo 2007-2012 incluye un centenar de medidas preventivas, asistenciales, formativas y de investigación, que abordan el problema desde la etapa gestacional hasta la edad escolar.

Esta iniciativa incluye actuaciones de promoción de la salud en el ámbito de la alimentación saludable y la actividad física, de atención sanitaria y de prevención, de formación de profesionales en este campo y de participación, entre otros.

  • 1