Local

Urbanismo destina 8,2 millones en su presupuesto a pagos pendientes pese a que el Interventor sólo reconoce 6,3

el 19 ene 2011 / 13:43 h.

TAGS:

La Gerencia de Urbanismo del Ayuntamiento de Sevilla destina en su  presupuesto para 2011 un total de 8,2 millones de euros al abono de  pagos pendientes de ejercicios anteriores, pese a que el Interventor  en su informe sólo reconoce 6,3 millones.

Así, el Informe de Intervención sobre el proyecto de presupuestos  de la Gerencia de Urbanismo para 2011, señala que en el capítulo de  gastos en bienes corrientes y servicios, que presenta un aumento del  83,26 por ciento con respecto a 2010, hay una partida de 8.289.577,59  euros "con destino a la liquidación de obligaciones derivadas de  diversos contratos de conservación acumuladas en ejercicios  anteriores".

No obstante, aclara que "según los datos obrantes en la  contabilidad al día de la fecha figuran como pendientes de aplicar al  presupuesto, por igual concepto, un importe de 6.371.098,39 euros",  de modo que asegura que "esta Intervención desconoce a qué  obligaciones se corresponde la diferencia puesta de manifiesto".

Del mismo modo, advierte de que "no se presupuesta importe alguno  para atender reclamaciones al amparo de la ley por la que se  establecen medidas de lucha contra la morosidad en las operaciones  comerciales", por lo que apunta que "si atendemos al importe de los  acreedores pendientes de pago deducidos de la última liquidación  aprobada se precisarán créditos para atender las mencionadas  reclamaciones". En esta línea, añade además que, "adicionalmente, es  necesario que se elabore un presupuesto de tesorería que contemple el  abono en plazo de sus obligaciones".

En cuanto a las inversiones reales, pone de manifiesto que "en  relación con los ingresos previstos por aportaciones de empresas  privadas, no se ha incorporado al expediente documentación  justificativa de tales ingresos", de manera que informa de que, "al  considerarse como afectados a los gastos de inversión, éstos no son  susceptibles de realizarse hasta tanto no se acrediten la  disponibilidad de tales aportaciones".

Por su parte, el portavoz del PP en el Ayuntamiento de Sevilla,  Juan Ignacio Zoido, ha criticado el "desbarajuste" de la Gerencia de  Urbanismo y ha asegura que si es alcalde tras las próximas elecciones  municipales "el oscurantismo y las facturas sorpresa pasarán a la  historia".

En declaraciones a los periodistas, Zoido lamenta que "se están  ocultando al interventor facturas que luego hay que pagar y obligan a  hacer presupuestos a la medida de esas facturas que no estaban  contabilizadas" y agrega que en la memoria justificativa "el gerente  de Urbanismo reconoce que ha habido que modificar el presupuesto  porque hay que pagar facturas atrasadas por valor de más de 8  millones correspondientes al mantenimiento del alumbrado".

"El gobierno municipal dice que tiene una deuda con empresas y que  parte de esa deuda es de 8 millones y el interventor dice que sólo le  constan 6", señala el alcaldable popular, quien considera que "como  mínimo el gobierno ha sacado facturas de los cajones desconocidas  para la intervención general del Ayuntamiento por valor de 2 millones  y anuncia que hay más".

"Estos es lo que me encuentro en los papeles días antes de que  PSOE e IU aprueben el presupuesto de este año, a saber qué voy a  encontrarme cuando abra esos cajones en los que el gobierno municipal  ha estado durante años guardando facturas que hay que pagar con el  dinero previsto para arreglar las calles", concluye Zoido.


  • 1