lunes, 18 marzo 2019
14:25
, última actualización
Local

Urbanismo elaborará el «plan de usos» de la antigua fábrica de Artillería

La Gerencia acometerá obras de rehabilitación y, como le ha encomendado la junta de gobierno local, determinará a qué se destinará el monumento, incluyendo «otros usos genéricos».

el 16 may 2014 / 23:18 h.

TAGS:

La antigua fábrica de Artillería es una joya arquitectónica declarada Bien de Interés Cultural. / El Correo La antigua fábrica de Artillería es una joya arquitectónica declarada Bien de Interés Cultural. / El Correo La Gerencia de Urbanismo no solo se encargará de adjudicar la obra de rehabilitación de parte de la antigua Fábrica de Artillería, sino que elaborará un «plan de usos» para que, por fin, se sepa a qué se puede dedicar este edificio de 1782 declarada Bien de Interés Cultural (BIC). La junta de gobierno del Ayuntamiento, reunida ayer en sesión ordinaria, aprobó una encomienda a la Gerencia de Urbanismo, para que acometa obras de rehabilitación en la antigua Real Fábrica de Artillería, y elabore además un «plan de usos» para el complejo arquitectónico, admitiendo incluso «otros usos genéricos». Por ahora, no se concreta más y el edificio se está dedicando a almacén de vehículos y dependencias de Protección Civil y Bomberos (algo que iba a durar mientras estuviese en obra el parque de Demetrio de los Río). Cuestión que fue muy criticada por los grupos de la oposición, que reclaman la apertura y restauración de este monumento con usos «más dignos». Aunque la delegada de Cultura del Consistorio, María del Mar Sánchez Estrella, apuntó en alguna ocasión que la antigua fábrica tendrá «usos culturales y de otro tipo», hasta ahora el Ayuntamiento no tenía previsto llenar de contenido este enorme recinto, si bien sí prevé abrir al público una parte de él, de ahí que haya encargado nuevos estudios sobre las patologías que sufren ciertas zonas del recinto. Y precisamente el pliego de condiciones para contratar estos estudios incluye el análisis «de la posible contaminación del suelo» y atribuye un estado «mucho peor» a diversas estructuras de madera de la antigua fábrica. Este estudio sobre la contaminación del suelo tiene un carácter voluntario porque la normativa no obliga a ello porque «no se propone la remoción de ningún suelo, ni se proponen usos para el edificio», asegura Urbanismo en el pliego de condiciones del concurso. «Sin embargo, nos parece oportuno realizar un estudio somero de la presencia de contaminantes en el suelo, sobre todo para programar futuras campañas, cuando se plantee un Plan Director, o se propongan usos concretos en este edificio», apunta la Gerencia en dicho documento. Este complejo de naves, talleres y almacenes de 20.372 metros cuadrados de superficie y de titularidad municipal fue recientemente sometido a obras urgentes de conservación, pero sigue esperando un proyecto de restauración integral. En concreto, fue en marzo cuando concluyeron las obras urgentes encargadas a la empresa Auxiliar de Obras Andaluzas S.A. Se consolidaron y resanaron las cubiertas y las fachadas del conjunto arquitectónico que, como reflejan diversos informes, sufre no pocas deficiencias. Por esto la Gerencia de Urbanismo promueve un procedimiento negociado sin publicidad para contratar un estudio sobre «el estado actual que presentan» dos espacios concretos del complejo: la Catedral con sus fundiciones vieja y nueva, y las salas para la máquina de sangre con las armaduras de madera proyectadas por Tomás Botani entre 1778 y 1782. Todo ello para elaborar los proyectos de conservación y restauración de las bóvedas y fachadas de las citadas dos fundiciones y las cubiertas y armaduras de las naves donde fue instalada la máquina de sangre de la fundición. Las labores a contratar comprenden una inspección de los edificios para detectar «fisuraciones, desplomes, deformaciones, humedades», entre otras cosas, con mención expresa a las «naves con estructura de madera». El contrato señala «una inspección visual mucho más exhaustiva» de estos elementos para detectar «hongos, pudriciones, gemas y pérdida de material debido a la humedad». El pliego de condiciones también señala que en el caso de las fundiciones vieja y nueva de la Catedral, «el estado de la estructura es muy bueno».

  • 1