Local

Uribe hablará con las FARC por los rehenes

El presidente de Colombia, Álvaro Uribe, respondió a la lluvia de críticas por su actuación en la liberación de los rehenes ofreciéndose para reunirse con la guerrillas de las FARC.

el 14 sep 2009 / 21:04 h.

TAGS:

El presidente de Colombia, Álvaro Uribe, respondió a la lluvia de críticas por su actuación en la liberación de los rehenes ofreciéndose para reunirse con la guerrillas de las FARC y hallar fórmulas en común para la liberación de los secuestrados.

"El Gobierno, a través del presidente, del señor comisionado de Paz e incluso el mismo presidente, se dispone para un diálogo donde las FARC lo consideren", indicó el presidente de la Cámara de Representantes, Oscar Arboleda. El objetivo de la cita es lograr "la libertad muy inmediata de los secuestrados" por las FARC. En esta reunión, Uribe solicitará al presidente de Francia, Nicolas Sar- kozy, que acuda a un encuentro con las FARC, para ayudar en la gestión para permitir la liberación de los rehenes de la guerrilla.

Arboleda precisó que la cita tendría lugar donde disponga las FARC en suelo colombiano, pero que no requiera de desmilitarización alguna. El legislador hizo el anuncio tras una reunión de trabajo en la sede del Ejecutivo.

Pruebas de vida.El presidente de EEUU, George W. Bush, habló por teléfono con Uribe para conocer detalles de las pruebas de vida de los rehenes de las FARC que las autoridades decomisaron recientemente. El portavoz de la Casa de Nariño, César Mauricio Velásquez, dijo que Bush "quería conocer más detalles de la vida, del desarrollo, de la pronta liberación de todos los secuestrados". Velásquez aclaró que Bush no sólo se interesó por los tres compatriotas suyos que forman parte de los 45 secuestrados con fines de canje por los insurgentes.

Mientras, los antiguos mediadores volvieron a verse las caras. La senadora colombiana Piedad Córdoba pidió al presidente venezolano, Hugo Chávez, que la respaldara en los nuevos esfuerzos para lograr la liberación de los secuestrados para canjearlos por 500 guerrilleros encarcelados en Colombia. Córdoba aprovechó para considerar que "nunca serán suficientes las expresiones de gratitud y de aplauso" por la tarea de mediador en el caso de los rehenes que Chávez ejerció durante casi tres meses, hasta el día 21 de noviembre.

  • 1