Local

Varias unidades especiales de la Guardia Civil irán a La Rinconada

La empresa Pefersan construirá la nueva central de seguridad de La Rinconada, que albergará a la Policía Local y varias unidades especiales de La Guardia Civil, quedando así como su gran sede en el área metropolitana.

el 15 sep 2009 / 06:34 h.

TAGS:

La empresa Pefersan construirá la nueva central de seguridad de La Rinconada, que albergará a la Policía Local y varias unidades especiales de La Guardia Civil, quedando así como su gran sede en el área metropolitana. Las obras, adjudicadas el pasado lunes, durarán menos de un año y permitirán levantar un complejo donde habrá 129 agentes de los dos cuerpos.

Esta central de seguridad, que se levantará en los terrenos de la Unión, también conocidos como Pago del Medio y por donde el casco urbano de La Rinconada se unirá con San José, acogerá a la primera compañía de la Guardia Civil, con sede actualmente en la Comandancia de Montequinto (Dos Hermanas); a la Policía Judicial; y al Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona); y contará con Equipos de Mujer y Menor (Emume).

Se convertirá de este modo en el nuevo gran centro de la Guardia Civil en el área metropolitana y costará 3,19 millones de euros, algo menos del presupuesto base de licitación, ya que la adjudicataria lo modificó a la baja. Es también la primera gran obra de la Unión, que hasta el momento es un terreno baldío pero donde el Ayuntamiento de La Rinconada, encabezado por Javier Fernández (PSOE), y la Junta de Andalucía tienen proyectada una urbanización con 4.500 viviendas, de las que el 70% serán VPO, así como diversos equipamientos de carácter metropolitano.

En cuanto al equipo humano, se compondrá de los actuales 40 guardias civiles y los 23 alumnos de la academia que prestan servicio en el municipio, y se les sumarán otros 20 agentes y seis miembros más de la Policía Judicial, así como los 40 policías locales, es decir, un total de 129 efectivos, si bien las instalaciones tendrán capacidad hasta para 200.

El edificio se levantará sobre una parcela de 9.547 metros cuadrados, de los cuales 6.800 serán destinados íntegramente al complejo. Estará distribuido en dos plantas y un sótano y en él se ubicarán tanto la Guardia Civil como la Policía Local, para propiciar una mayor colaboración entre los dos cuerpos.

En el reparto de espacios está previsto un aparcamiento subterráneo común a todo el edificio, con capacidad para 22 vehículos.

En la planta baja, con 887 metros cuadrados, cada cuerpo dispondrá de sus propios espacios de trabajo con áreas de atención al público y salas de transmisiones e interrogatorios independientes. En el ala de la Guardia Civil se ubicarán los tres calabozos. En la de la Policía Local habrá una oficina propia para expedir el DNI, así como para Violencia de Género y Menores, Policía de Proximidad y Policía Urbanística y Medioambiental, una nueva figura que entra en funcionamiento este año. Se habilitará también una oficina para atestados de tráfico. En este ala los dos cuerpos dispondrán de una sala de formación e informes con capacidad para 80 agentes.

En la planta alta, la Guardia Civil ubicará el Seprona, la Policía Judicial con su laboratorio y los despachos de los mandos. La Policía Local tendrá también aquí sus despachos. Un comedor, los vestuarios y un gimnasio de 140 metros cuadrados, que compartirán, completarán el complejo.

El recinto ocupará toda una manzana exactamente detrás de Secadero de Gutiérrez, a pie de la carretera de unión actual de ambos cascos urbanos y, sobre todo, en conexión directa con la segunda fase de la autovía de acceso Norte.

  • 1