domingo, 16 diciembre 2018
18:32
, última actualización

Acto benéfico en Bormujos para operar a una niña en EEUU

Sherezade tiene tres años y necesita que le reconstruyan la mitad del corazón que le falta

el 16 jul 2014 / 11:24 h.

Sherezade tiene tan solo dos años y medio, pero desde que nació lucha cada día para sobrevivir. Pese a que durante en el embarazo su madre sabía que algo venía mal, los médicos le aseguraban que no se preocupara de nada, «según los médicos todo venía perfecto», explica. Pero cuando hace dos Viernes Santo, Juana se puso de parto la alegría de traer a una hija al mundo se convirtió en su angustia: «Sospechaban que la niña podía tener algo en el corazón, pero no me lo decían con seguridad y se la llevaron a la incubadora». Desde el momento que se quedó embarazada, Juana recalcó a los médicos que tanto su madre como su abuela estaban operadas por problemas de corazón, «pero los médicos no le dieron la mayor importancia». Como tampoco le dijeron que Sherezade era una niña con Síndrome de Down. Aunque desde que nació, Sherezade es la alegría y el motivo de la vida de Juana y Antonio, también ha sido la causa de andar de un hospital a otro entre Jaén –donde nació la niña–, Córdoba y Sevilla –donde reside actualmente–. Al principio Sherezade solo tenía un problema en una de las válvulas del corazón, «que con una operación y durante su época de crecimiento se corregiría», le dijeron a los padres. Pero cuando en el Hospital Reina Sofía de Córdoba la metieron en quirófano, con tan solo cinco meses de vida, los médicos descubrieron que el problema de esta pequeña luchadora era que le faltaba la mitad de su corazón, «por lo que la niña entró a vida o muerte al quirófano», relata Juana con fortaleza. Desde entonces, los viajes a Linares para que el cardiólogo de la pequeña, el doctor Juan Francisco Expósito, siga su evolución son constantes. Desde hace unos meses Sherezade y su familia tienen una oportunidad en Estados Unidos. Y es que uno de los hijos del actual jefe de Juana les ha abierto el camino para que un equipo especializado en cardiología de un hospital de Baltimore opere a la pequeña y tenga más calidad de vida. Aunque el presupuesto no está cerrado, por el momento, el viaje y parte del tratamiento –que consta en reconstruir el corazón y realizarle un cateterismo– cuesta 145.000 euros, aunque hasta principios de agosto no sabrán cuál es el coste total. Y es que, además del tratamiento del corazón, los padres de la pequeña tienen que costear los logopedas y psicólogos, ya que no reciben ninguna ayuda económica como dependiente de la Administración. Con la intención de ayudar a esta familia, el próximo jueves, a partir de las 21 horas, el parque de Las Portadas de Bormujos –cedido por el Ayuntamiento para la ocasión– acogerá un gran concierto y desfile de moda flamenca, entre otros, para recoger fondos para costear el tratamiento de la pequeña Sherezade. Artistas como Chiquetete, Manuel Orta, Joaquín Camacho, Álvaro Pavón, Paco El Canalla, Inmaculada Pan y Agua o el grupo Melazha, entre muchos otros, actuarán en una noche donde las solidaridad tiene un precio de tan solo tres euros. Además, la familia se encargará del ambigú y venderá pulseras de tela con el nombre de Sherezade por un euro para que la pequeña siga recorriendo el camino de la vida.

  • 1