jueves, 13 diciembre 2018
19:40
, última actualización
Jóvenes al día

Viajar sin miedo a que la cartera se quede vacía

La actual situación financiera no ayuda a que los jóvenes puedan invertir sus vacaciones para viajar y conocer otros lugares. Pese a todo, cada vez existen más alternativas de turismo a precios asequibles que están prácticamente al alcance de cualquier bolsillo

el 19 jul 2014 / 08:00 h.

Isabel María Gálvez y Antonio Jesús Díaz son pareja. Hacía tiempo que llevaban planeando un viaje especial lejos de la típica escapada de fin de semana a algún lugar cercano. Isabel se licenció el pasado mes de diciembre en Psicología y pensó que era el momento ideal para celebrarlo de la mejor manera y en la mejor compañía: yéndose de viaje con su novio. «Hacía tiempo que teníamos ganas de ir al País Vasco, pero nunca tuvimos dinero suficiente», plantea Isabel. La situación que ambos viven en la actualidad no es la más boyante, ella aún no ha encontrado trabajo y él lleva algún tiempo desempleado. Tras varios meses ahorrando decidieron que el momento de realizar el viaje había llegado: «Miramos muchas cosas por internet, pero pensamos que lo más seguro y fácil era acercarnos a una agencia de viajes y que nos orientaran en función de nuestro presupuesto qué nos podían ofrecer». Tenían claro que querían evitar viajar en temporada alta, ya que los viajes se iban de precio, casi al doble. Es por eso que eligieron el mes de junio. Casi por casualidad coincidió que en la agencia le ofrecieron un paquete por Cantabria y el País Pasco, «Justo lo que tanto tiempo llevábamos esperando y además a un muy buen precio», celebró la joven pareja. Pagaron 275 euros por un viaje de una semana en autobús con salida desde Sevilla y pensión completa. «En nuestro viaje había sobre todo gente más mayor, pero también había algunos jóvenes que tenían vacaciones en el mes de junio y buscaban algún tour económico». Comentan que lejos de ser un problema la diferencia de edad se convirtió en todo un punto a favor: «Lo mejor de nuestro viaje ha sido conocer a un grupo de personas con las que tan buenos momentos hemos pasado». A pesar de lo económico de su viaje, plantea que puede que no esté a la altura de todos los jóvenes: «Hay gente que están pasando muchas necesidades y no se plantean irse de vacaciones. Pero para los que puedan ir ahorrando durante unos meses no les debe resultar complicado afrontar un viaje de este tipo». Piensan que los jóvenes cada vez lo tienen más fácil para viajar: «No nos hace falta irnos a un hotel lujoso ni comer en restaurantes, nos conformamos con viajar y conocer mundo, en ese sentido somos capaces de adaptarnos a comer bocadillos y a alojarnos en hostales de menor calidad pero que resultan muy acogedores y funcionales y sobre todo más baratos». Viajar es fundamental para los jóvenes y animan a todos a buscar alternativas económicas de turismo que pueden resultar mucho más interesantes que cualquier otra propuesta más costosa: «Conocer nuevas culturas te hace abrir la mente y ser más respetuoso con tu alrededor. Si puedes permitirte ahorrar, no dudes en hacerlo y busca la opción que más se adapte a tus gustos, tu presupuesto y tus intereses, ¡viaja!». BARÓMETRO BRUGAL. Según el III Barómetro sobre Las vacaciones de los jóvenes andaluces, llevado a cabo por Alpha Research para Ron Brugal, las vacaciones ideales de los jóvenes de nuestra comunidad pasan por un gran destino internacional, experiencias únicas y conocer nuevas culturas a la vez que descubrir parajes excepcionales. Sin embargo, la realidad es muy diferente: el 66% de los jóvenes elegirán destinos nacionales, con un plan tranquilo y familiar e inferior a una semana de duración. Y es que con un presupuesto por debajo de los 500 euros (en el 68% de los casos) las opciones son limitadas. 15928745Más de la mitad de los jóvenes andaluces disfrutarán de sus vacaciones en pareja y es también la pareja la elegida cuando se piensa en grandes viajes. Se definen como «grandes viajes» aquellos que te cambian la forma de ver tu entorno (indica el 17%) y los que te permiten descubrir otras culturas y tradiciones (23%). Otros ingredientes que forman parte de unas vacaciones memorables son una compañía especial (24%), la posibilidad de vivir aventuras (16%), un destino excepcional (9%) y conocer gente nueva (7%). Sin limitación presupuestaria se irían lejos de Europa, a pesar de que nuestro continente será visitado por el 92% de los jóvenes andaluces que puedan permitirse destinos internacionales (16%). Por otro lado, 6 de cada 10 jóvenes preferirían disfrutar durante pocos días de un mejor destino, frente a una escapada de más tiempo de duración a un destino menos atractivo. Dicho de otra manera, prefieren calidad frente a cantidad. El móvil ha revolucionado la forma en la que vivir y compartir las vacaciones. Mientras hace años era habitual enviar postales por correo ordinario, hoy en día el protagonismo se lo llevan las nuevas tecnologías. Así, un 63% de los jóvenes nunca ha enviado una postal, y el 38% de los jóvenes que sí lo han hecho la enviaron hace más de cuatro años. El móvil es otro gran aliado en la búsqueda de información sobre los destinos turísticos, ya que el 78% de los encuestados prefiere documentarse antes de viajar a una ciudad o país nuevo, frente al 17% que viaja sin hoja de ruta, improvisando los destinos y planeándolos sobre la marcha. Esa importancia del teléfono móvil en los viajes hace que la pregunta «¿Hay wifi?» sea una de las tres frases más repetidas por el 15% de los jóvenes, por detrás de las buenas intenciones como: «Mañana me levanto pronto para bajar a la playa» (19%), o la expresión: «¡Qué calor!» (33%). INTURJOVEN. La Empresa Andaluza de Gestión de Instalaciones y Turismo Juvenil (Inturjoven), dependiente del IAJ (Instituto Andaluz de la Juventud) es una empresa pública andaluza que cuenta con más de 20 años de experiencia en la gestión de las instalaciones que conforman la red andaluza de albergues juveniles. La trayectoria de Inturjoven ha estado marcada desde su creación por la puesta en marcha de un gran número de iniciativas propias del turismo juvenil, destinadas a potenciar la convivencia entre jóvenes y su desarrollo, promoción e intercambio cultural. Para Raúl Perales, director del IAJ, los jóvenes ahora tienen muchas facilidades para viajar: «Quizás el contrapunto pueda situarse en la crisis socioeconómica que hace que muchos jóvenes no tengan posibilidades de viajar, pero en caso de tenerlas, existen muchas alternativas para que lo hagan de forma más asequible». Prueba de la ayuda que supone Inturjoven para las jóvenes andaluces es que existen instrumentos al alcance de los jóvenes andaluces como el carnet joven o los campos de trabajo de voluntariado a nivel internacional y en otras comunidades autónomas. «lnturjoven tiene una red de albergues con precios populares para facilitar a los jóvenes y a los no tan jóvenes el acceso al ocio, al turismo y que favorece la promoción de la movilidad», subraya. Actualmente, disponen de 20 instalaciones que ofrecen un alojamiento de calidad, con un diseño confortable y funcional, y otros servicios específicamente destinados a promover la convivencia, el ocio y el deporte entre la juventud. «Se trata de espacios juveniles situados estratégicamente en cada una de las ciudades andaluzas, en entornos de alto valor ecológico como Doñana o Grazalema o en los lugares más importantes del litoral andaluz como Chipiona, Punta Umbría o Marbella», explica. Ofrecen unos precios muy asequibles: adultos de 26 a 59 años: 18 euros en temporada baja y 26 en alta, y jóvenes hasta 25 años: 16 euros en temporada baja y 17 en alta. En estos precios se incluye el desayuno. «El acceso a los albergues, está abierto para todas las personas independientemente de su edad o su procedencia, lo único que debe tener es el carnet de alberguista, que tiene un coste de seis euros y se adquiere en cualquier albergue», plantea el director. Comenta que el perfil de los usuarios que demandan estos servicios es muy variado: «Por ejemplo, para los campamentos juveniles las edades van desde los siete a los 17 años, para los campos de voluntariado van desde los 18 hasta los 30 años y los beneficiarios del carnet joven pueden hacer uso de él desde los 14 hasta los 30 años». Para beneficiarse de este tipo de actividades, los interesados deben residir en la comunidad autónoma de Andalucía. En esta ocasión, durante el mes de julio de 2014, se están llevando a cabo 13 campamentos con un coste de entre 200 y 300 euros. «Estos pueden ser realizados en nuestro país o en el extranjero para aprender otros idiomas», plantea. También disponen de nueve campos de trabajo, con actividades de voluntariado a cambio de alojamiento y manutención totalmente gratuita que se desarrollan en su mayor parte en nuestra comunidad. «Se trata de que los jóvenes puedan acceder a unas vacaciones sin coste que serán sufragadas con cuatro horas de trabajo voluntario al día», explica. Entre las actividades anuales ofertadas, destaca como más demandado el Programa Nieve Inturjoven, «con él se pretende fomentar la práctica de los deportes de invierno entre jóvenes, ofreciendo paquetes turísticos que incluyen alojamiento y manutención, cursos dirigidos, material para su práctica y forfait, a un precio muy económico». En cada uno de sus albergues se cuida al máximo la conexión entre éste y la red de turismo que tiene la ciudad en sí: «Intentamos orientar para que el visitante conozca la oferta cultural, gastronómica e histórica de la ciudad al igual que el patrimonio medioambiental que pueda tener ese lugar». En total, los albergues Inturjoven ofertan diariamente unas 4.800 plazas, generando anualmente unas 400.000 pernoctaciones. Comenta que desde el año pasado se está notando un incremento de la demanda en la ocupación de inturjoven, lo cual pone de manifiesto que los jóvenes vuelven a irse de vacaciones: «Intentamos hacerle a los jóvenes las vacaciones más asequibles, aunque no lo consideramos un servicio low-cost por el motivo de que este término se comenzó a utilizar hace relativamente poco tiempo y nosotros desde el principio hemos ofrecido precios asequibles», defiende. VIAJES A BAJO COSTE. Cada vez son más los jóvenes que deciden diseñar sus propios viajes a través de la contratación en internet. Esto está provocando una crisis adicional en las agencias de viajes que desde hace varios años no terminan de levantar cabeza. Antonio Távora es el presidente de la Federación Andaluza de Agencias de Viajes. Para él los jóvenes lo tienen muy fácil para viajar en la actualidad: «Hoy en día hay una gama amplísima de ofertas de viajes y de precios». Asegura que las tarifas llevan tiempo adaptadas a la situación de escasez de recursos que vivimos en la actualidad. «Al cliente se le ofrece en función de lo que quiera y necesite y acorde al presupuesto del que disponga», aclara. Plantea que nos encontramos ante una oferta de viajes y estancia al alcance de cualquier bolsillo: «Entre cuatro o cinco jóvenes alquilan un apartamento, y esto puede ser más barato de lo que muchos piensan». Asegura que existe un turismo low-cost emergente que se comienza a consolidar: «Hay gente que con poco dinero quiere viajar mucho y al parecer lo consigue». Este tipo de turismo no beneficia, a su juicio, a ciudades como Sevilla: «El turismo de bajo coste deja poco dinero en la ciudad». Comenta que según la Organización Mundial de Turismo, una ciudad con más de un 20% de vuelos de bajo coste no resulta rentable turísticamente. Sevilla tiene un 86%. «Se dan muchos datos de tráfico de pasajeros y de ocupación que si se traducen a la economía de estas empresas, son bajos». Távora anima a que los turistas acudan a las agencias de viajes para desmitificar que los precios que dan éstas sean caros. «Recomiendo a los viajeros que se pongan en contacto con las agencias de viajes porque nosotros somos los expertos que le ofrecerán la mejor opción para cada momento», plantea.

  • 1