lunes, 17 diciembre 2018
07:27
, última actualización
Local

Willy Toledo sale del juzgado tras comparecer por destrozar presuntamente un bar durante la huelga

el 30 mar 2012 / 15:19 h.

TAGS:

El actor y activista Willy Toledo ha salido a las 16.00 horas de los juzgados de Plaza de Castilla en Madrid, sin querer hacer declaraciones, tras haber comparecido ante el juez, junto a otros 21 acusados, por haber destrozado supuestamente un bar en la capital durante la noche de la huelga general.

   A la salida le han acompañado representantes del sindicato de actores encabezados por el secretario general, Vicente Cuesta, y otros muchos actores como Juan Diego Boto, Marisa Paredes y Alberto San Juan, a quien Willy Toledo ha abrazado calurosamente.

   El actor, que fue detenido a las 23.00 horas del jueves y trasladado a las dependencias de la Brigada Provincial de Información situada en la Comisaría de Moratalaz de Madrid donde ha pasado la noche, ha acudido a los juzgados a primera hora de la mañana de este viernes donde ha comenzado a prestar declaración en torno a las 13.00 horas.

   El motivo de su arresto fue la denuncia interpuesta por el dueño de un establecimiento que llamó a la Policía después de que un piquete le exigiese que cerrase el bar con motivo de la huelga general. Ante su negativa, el piquete comenzó a realizar destrozos. Cuando los agentes policiales se personaron en el lugar Willy Toledo ya se había ido, pero el hostelero le identificó e interpuso la denuncia.

GRABACIÓN DE UNA CÁMARA DE SEGURIDAD

   Según el atestado instruido tras la denuncia presentada por el dueño del establecimiento en el que presuntamente se produjeron los destrozos, un ciudadano de nacionalidad peruana de 35 años, una cámara de seguridad pudo haber grabado la actuación del piquete violento en el que supuestamente participó Willy Toledo.

   "El diciente manifiesta que existe una cámara de seguridad al lado del bar la cual pudiera haber captado los hechos", dice el atestado al que ha tenido acceso Europa Press y en el que se añade que los propios autores de los destrozos "tenían cámaras con las que hacían fotografías".

  • 1