Local

Y los 'brokers' tumbaron a los ganaderos

El Salón Internacional del Caballo cierra su última edición con menos visitas y ventas.

el 25 nov 2012 / 19:34 h.

TAGS:

Una de las exhibiciones.

Presume de ser el mayor acontecimiento comercial en visitantes de la provincia de Sevilla, pero la crisis ha adelgazado la convocatoria de Sicab hasta dejarla este 2012, según datos de su responsable de Relaciones Internacionales, Manuel González, en 140.000 visitantes (150.000 en 2011, frente a los 240.000 de hace un lustro) y en una mengua de negocio de la que a pocos profesionales les apetece hablar.

"Estamos en un año complicado y lo esperábamos", explica González. "Para ver el vaso medio lleno, hay que tener en cuenta más que las cifras, hay que quedarse con el polo de atracción que supone Sicab para ganaderos de medio mundo [el comunicado de Sicab los cifra en 2.000 de los cinco continentes], que adquieren campeones o dosis seminales de pura raza española", prosigue.

En todo caso, González da por bueno, a falta de otro más actual, el estudio de la Consejería de Turismo que hablaba en 2007 de 30 millones de euros de volumen de negocio, si bien este año el 75% de las compras corrieron a cargo de extranjeros, como explicó el comunicado final de Sicab 2012.

Tampoco le gusta la obsesión por el balance a Pedro Conesa, responsable de la yeguada Maipe y miembro del consejo de Sicab durante los primeros años del certamen, que comenzó en 1991. "Sicab es una exposición, no un negocio de una semana, pero [los ganaderos] nos hemos dejado dominar por los brokers, por los feriantes", explica este criador con 40 años al frente de una ganadería de 350 caballos."El negocio inmediato siempre ha sido aquí flojo. Mire, el año pasado vendí muy bien un caballo y nunca han venido a recogerlo", ejemplifica.

Otros testimonios profesionales apuntan al mismo "ambiente flojito" y al empeño de los ganaderos para traerse lo mejor a Sicab y exhibir a través de sus caballos valores más allá del dinero.

Lorenzo Rodríguez y Antonio Jiménez, la mitad de los empleados fijos de la yeguada Escalera (ganadería de Fuentes de Andalucía que se remonta al siglo XVIII, con 80 cabezas), explican que mantener un animal cuesta al año 1.277,50 euros si se le trata como a un jamelgo y 1.825 si se quiere que sea campeón. "Los ganaderos siguen preocupados por la mejora de la raza y este año el nivel de la competición se mantiene muy bueno", apostillan.

En el campeonato del mundo de pura raza española han participado 997 caballos de 13 países y 326 ganaderías. El campeón fue Fer Bago (Yeguada Ferrero ) y la mejor ganadería criadora fue precisamente Ferrero.

Sí hace balance otro ganadero, Ángel Contreras, de la yeguada Vicoba -50 cabezas-, de Monesterio (Badajoz). "Nos ha ido bastante bien: he vendido a Calígula V por 25.000 euros para América. Hace pocos años me hubieran pagado por un caballo como ese 60.000, y hoy en España ni 12.000".

Como ejemplo de cómo le ha ido a la industria auxiliar, José Manuel Jiménez Cano, de la empresa Carro -40 empleados, fábrica en Casariche-, apenas ha logrado vender un puñado de carruajes baratos (3.000 euros). En 2007 colocó uno de 500.000 en una simple cena.

  • 1