Local

Zoido anuncia un cambio de Gobierno local "tranquilo y sin riesgos"

Arranca el año escenificando el apoyo de la dirección provincial y regional de su partido.

el 07 ene 2010 / 17:07 h.

TAGS:

"2010 será el año de la transición del Gobierno municipal de Sevilla al PP", anunció ayer el portavoz popular en el Ayuntamiento, Juan Ignacio Zoido, y el partido en bloque puso la escenografía para tratar de conferirle un contenido visual igual de contundente al mensaje político -electoral- con la mirada clavada en las elecciones de 2012, que el PP describió como "los comicios del cambio, porque éste -abundó Zoido- es posible".

El portavoz popular en el Consistorio hispalense no dejó de proyectarse como alcalde de Sevilla en toda su alocución y, tras afirmar que "el PP es la única posibilidad de cambio", se dirigió "a los que quieren que esta ciudad funcione y llegue alguien que logre una ciudad cómoda, visitable y que sea una mezcla de tradición y vanguardia", a quienes les recordó que, para eso, "está el PP. El cambio es posible. Y hay esperanza a la situación actual en el Ayuntamiento y de la crisis económica porque hay salidas y soluciones y el PP ya está trabajando en ellas", sentenció.
Agasajando a Zoido y confiriéndole cobijo a su discurso estaban todos los ediles del PP en el Ayuntamiento y la cúpula popular andaluza, desde el presidente del partido, Javier Arenas, hasta el del provincial y alcalde de Tomares, José Luis Sanz, pasando por el secretario general del PP-A, Antonio Sanz.

Sólo faltaba Mariano Rajoy, que sí apareció en el discurso de Zoido: "Cuando Mariano sea presidente español, Javier andaluz y yo alcalde -dijo- Sevilla no va a ser maltratada presupuesto tras presupuesto como lo ha sido desde 1992 sólo por el hecho de ser capital de Andalucía. El Gobierno se involucrará en los grandes proyectos de esta ciudad: terminar el Metro, la S-35 y la S-40, Fibes, la Ciudad de la Justicia...", proclamó Zoido.

"El cambio -insistió, como dándolo por hecho de tanto repetirlo- va a ser tranquilo: lo que guste a los sevillanos se mantendrá, lo que no, se cambiará".

"¿Quién iba a pensar en los años 80 con la movida de Madrid que la capital de España iba a ser gobernada por el PP y se convertiría en una referencia mundial?", se preguntó Zoido, y citó también como ejemplo a otras ciudades gobernadas por su partido: Málaga, Cádiz, Valencia...".

Así fue cómo llegó el momento de lanzar sus propuestas -promesas- en forma de planes: un plan contra el paro, otro para el acceso al primer empleo de los jóvenes, un plan de accesibilidad para los comercios cuando haya obras y una bajada de impuestos.

Y en ésas dejó su lema del día -"a la política hay que venir viajado, comido y bebido", dijo- para defender que su política si llega a la Alcaldía será la de "cerrar las puertas del Ayuntamiento a los tratos de favor y al enchufismo, seleccionar para el empleo público según el baremo de méritos y capacidad y no pedir otro carnet que el DNI". Y advirtió: "Si alguien mete la mano en la caja, yo mismo lo llevaré ante los tribunales, ante el juez".

  • 1