sábado, 17 noviembre 2018
07:26
, última actualización
Local

Zoido retoma el Plan Centro hasta el 8 de enero con controles policiales

Desde el lunes el acceso sólo estará autorizado a residentes y a los coches que accedan a los parkings y a la zona azul

el 16 dic 2011 / 21:43 h.

TAGS:

El acceso al Centro volverá a estar restringido para los vehículos no autorizados desde el próximo lunes hasta el domingo 8 de enero, con posibilidades de ampliarse durante el periodo de rebajas. El gobierno local, que viene defendiendo que la supresión de las restricciones de tráfico ha permitido la revitalización del comercio, ha retomado un dispositivo de tráfico muy similar al que aplicó durante años el gobierno anterior. Desde las nueve de la mañana hasta las diez de la noche sólo podrán entrar al Centro los residentes y titulares de plazas de garaje -lo que obligará a volver a actualizar la base de datos municipal-, los coches de emergencia, los vehículos oficiales y los clientes de los establecimientos hoteleros. Sólo se librarán de estas restricciones los coches privados que vayan a acceder a los aparcamientos en zona azul y los subterráneos de uso público "hasta colmatar la ocupación". Una apreciación que quedará a expensas del criterio de los agentes policiales.


El sistema que se pondrá en marcha, según el plan de tráfico de Navidad difundido en el seno del cuerpo de Policía local, es similar al Plan de tráfico del Centro derogado por el PP a su llegada al gobierno. Sólo que en vez de cámaras, como ha ocurrido durante las fiestas navideñas durante los últimos ejercicios, habrá controles policiales. Y en lugar de un límite de 45 minutos como ocurrió a principios de año, estará completamente prohibido entrar. La policía se instalará en seis puntos: Virgen de los Buenos Libros; Reyes Católicos en la confluencia con Marqués de Paradas; Julio César esquina con San Pablo; Puerta Osario; Ponce de León y Puerta de Carmona. Además habrá desvíos ocasionales en la Alameda esquina con Trajano, en Ponce de León, en San Pedro y en Águilas, así como cortes intermitentes en el cruce de Torneo con Baños y en el de Marqués de Paradas con Reyes Católicos. Junto a estas medidas, se plantean medidas puntuales de regulación del tráfico "por la saturación de los aparcamientos y la gran concentración de personas" en la Campana y la Encarnación.


"En todas las localizaciones donde se producen medidas de regulación se contará con distintos elementos de balizamiento que se instalarán en la vía pública como apoyo de las medidas a adoptar tales como vallas o señalizaciones eventuales", subraya el documento que hace hincapié en los controles de los "accesos a los aparcamientos públicos".


Las recomendaciones que recoge el propio plan firmado por el Jefe de Sección de Estudios y Proyectos tienen incluso similitudes con los planteamientos recogidos en la ordenanza de peatones y ciclistas y con la estrategia que dio lugar al plan Centro: "Para los desplazamientos a las zonas de gran afluencia de tráfico -como el casco histórico- se recomienda el acceso a pie siempre que sea posible. La primera alternativa al viaje peatonal se recomienda que sea el transporte público -Metro, autobús, Metrocentro o taxi- y, caso de ser necesario el uso del vehículo privado se recomienda el uso de los aparcamientos subterráneos y de las zonas de estacionamiento regulado en superficie". En esta línea, el Consistorio anuncia refuerzos en las líneas de Tussam y, sobre todo, un mayor control para proteger los carriles reservados para autobús y taxis. Los vehículos de carga y descarga tendrán sus horarios de acceso: de 7 y a 11 de la mañana y de 3 a 5 de la tarde.


Si en años anteriores el plan de tráfico se adelantó incluso al puente de la Inmaculada, en las primeras fiestas del gobierno de Juan Ignacio Zoido se ha optado por establecer el inicio del plan el próximo día 19. Durará eso sí hasta más adelante, hasta el lunes 9 de enero, incluyendo, por tanto, el último fin de semana de Navidad. A partir de ahí, incluso se baraja extenderlo: "Finalizada la vigencia de este plan, durante los primeros días de rebajas, se establecerán puntualmente alguna de las medidas del plan para mejorar las condiciones de tráfico. Este plan es la herramienta principal a ejecutar por la Policía que puede ser activada cuando sucedan los acontecimientos que se quieran ordenar o desactivada cuando no concurran estas aglomeraciones. A juicio de estos funcionarios pueden ser activadas las distintas medidas en parte o en su totalidad".

  • 1