Local

Zoido se apresura a atacar a la Junta por no invertir en el Metro y la SE-35

El PSOE le reprocha la críticas al alcalde después de “no rechistar en un mes” los presupuestos del Estado

el 01 nov 2012 / 14:02 h.

TAGS:

El alcalde de Sevilla, Juan Ignacio Zoido, aireó ayer todos los focos de confrontación que mantiene abiertos con la Junta de Andalucía desde que llegó a la Alcaldía y los aunó en su crítica a unos presupuestos autonómicos para 2013 que tachó de "perjudiciales" para Sevilla y que generarán "dificultades para la creación de empleo". En su repaso, Zoido recriminó que "no haya ni una partida que permita a Sevilla seguir creciendo", a la par que reprochó la ausencia de inversión para el Metro o Santa Catalina e incluso la falta de compromiso con la SE-35, un proyecto clave para el desembarco de Ikea en la ciudad. Por ello, ya se apresuró en anunciar que presentará enmiendas "razonables" a estos presupuestos.

Frente al silencio mantenido con los presupuestos estatales, Zoido optó por lanzar un órdago al Gobierno andaluz, de distinto color político. En unas declaraciones difundidas por el Consistorio, recalcó que es "muy difícil crecer en empleo sin nuevas obras". "Si tuviéramos la ley de capitalidad, habríamos tenido unos presupuestos conforme a nuestra ciudad", manifestó para, seguidamente, cuestionar que no se hiciera "ningún esfuerzo" para conseguir la colaboración público-privada para el desarrollo de la línea 3 del Metro de Sevilla. Ese fue el inicio para una larga lista de exigencias, como más concreción en si la Junta rehabilitará viviendas en el Polígono Sur, Tres Barrios y Cerro Amate, o la ausencia de fondos para Santa Catalina -a la espera de una reunión con el Consistorio y el Arzobispado-. O para colegios en Los Bermejales o Cerro Amate.

Zoido aprovechó para exigir partidas que considera pendientes de 2012, como el dinero de la Junta para proyectos compartidos como las escuelas taller, talleres de empleo o el programa Zonas -del que se han producido 44 despidos esta semana pese a que la Junta tiene una partida consignada de 900.000 euros-.

Ese aluvión de críticas ha generado, en cambio, un efecto boomerang, ya que fueron usadas por la oposición, que lleva esperando un mes a que se pronuncie sobre el proyecto de presupuestos generales del Estado en el que tampoco hay partidas para la SE-35, el Metro o la rehabilitación de viviendas como Los Pajaritos.

El portavoz del PSOE municipal, Juan Espadas, indicó que Zoido "está inhabilitado" para hablar de empleo a tenor "de la ausencia de planes municipales de choque y las elevadas de paro". "No se entiende que haya estado callado un mes y no haya criticado que el Estado haya recortado a la mitad las políticas activas de empleo", dijo. Espadas, no obstante, sí que admitió que no son las cuentas que le gustaría, aunque resaltó que se mantengan servicios esenciales. "Era elegir entre mantener los servicios o invertir", recordó Espadas.

Esa tesis siguió también el alcalde de Alcalá de Guadaíra, Antonio Gutiérrez Limones (PSOE), aunque con un matiz: no está de acuerdo con la paralización de las obras del tranvía alcalareño, que está en una fase (80% de ejecución) en la que "el coste de no acabarla es mayor que el de finalizarla por su deterioro". Por ello, negociará una partida en la tramitación presupuestaria. Sobre el tranvía del Aljarafe, la disposición es distinta, dado que la ejecución es baja, aunque se analizará en una reunión de alcaldes de la comarca que se celebrará el martes.

  • 1