viernes, 24 febrero 2017
10:16
, última actualización

La ola de frío extremo mata a 20 personas en el este de Europa

Médicos Sin Fronteras denuncia que miles refugiados están en tierra de nadie

09 ene 2017 / 21:55 h - Actualizado: 09 ene 2017 / 22:05 h.
  • La ola de frío extremo mata a 20 personas en el este de Europa
    Campamento de refugiados en la isla de Lesbos, ayer. / Efe

Más de 20 personas han muerto por las bajas temperaturas y las nevadas registradas en la ola de frío que asola varios países de Europa, informa la cadena de televisión británica BBC.

En Polonia, las bajas temperaturas acabaron con la vida de 10 personas este domingo. En la frontera de Turquía con Bulgaria han muerto dos inmigrantes iraquíes y un somalí. El temporal de frío también se ha cobrado víctimas mortales en Italia, la República Checa y Ucrania.

Las bajas temperaturas y las nevadas han provocado la cancelación de decenas de vuelos en varios países. En Turquía, el Bósforo se ha cerrado al tráfico marítimo tras una intensa nevada. En Serbia, el transporte fluvial se ha cancelado en todo el curso del río Danubio.

Las bajas temperaturas han llegado a marcar en Rusia niveles de 40 grados bajo cero en algunas regiones. En Grecia, los termómetros se han situado en 15 grados negativos en el norte del país, donde un inmigrante afgano murió la semana pasada de frío y las carreteras permanecen cerradas en varios puntos.

En Atenas, las temperaturas no han superado los cero grados y muchas de las islas continúan cubiertas por la nieve. Varias de esas islas acogen a los miles de inmigrantes que han llegado desde Turquía en los últimos meses y que han tenido que ser trasladados a otros refugios y a tiendas con calefacción.

En Italia, los hostales para personas sin hogar se mantienen abiertos noche y día para alojar a los que lo necesiten, tras la muerte de siete personas en los últimos días por el frío, cinco de ellas cuando dormían en la calle.

En Polonia, las autoridades elevan a 65 los muertos por el frío del invierno desde el 1 de noviembre.

Precisamente Médicos Sin Fronteras (MSF) denunció ayer que son los miles de inmigrantes indocumentados y refugiados que se encuentran atrapados entre las ahora impermeables fronteras de Europa las principales víctimas de la ola de frío y nieve, que sufren en campamentos mal adaptados al invierno, la mayor parte de ellos en Grecia y los Balcanes.

«La cínica negligencia de las políticas de los países comunitarios, unida al frío siberiano y la falta de preparación han empeorado una situación ya de por sí insoportable para miles de hombres, mujeres y niños que buscan protección en Europa», declaró MSF en un comunicado difundido desde Suiza.

La situación es particularmente inquietante para aquellos que se ven aún atrapados en las islas griegas, donde viven en tiendas de campaña superpobladas, y para aquellos que se encuentran en edificios abandonados en Belgrado o intentando aún cruzar las fronteras de los Balcanes, señaló la organización.

«MSF ha instado en repetidas ocasiones a las autoridades en Grecia y en los Balcanes a mejorar las condiciones (de acogida) a tiempo para el invierno», lamentó.

De acuerdo con MSF, más de 7.500 personas se encuentran atrapadas en Serbia.


  • 1
Todos los vídeos de Semana Santa 2016