jueves, 23 noviembre 2017
23:02
, última actualización

El Buen Fin procesionará una copia de la Síndone

Miñarro, en nombre del Centro Español de Sindonología, dona a la cofradía un facsímil de la Sábana Santa a escala real

28 oct 2017 / 14:21 h - Actualizado: 29 oct 2017 / 09:14 h.
  • Juan Manuel Miñarro, con el facsímil de la Sábana Santa. / Manuel Gómez
    Juan Manuel Miñarro, con el facsímil de la Sábana Santa. / Manuel Gómez
  • Juan Manuel Miñarro, con el facsímil de la Sábana Santa. / Manuel Gómez
    Juan Manuel Miñarro, con el facsímil de la Sábana Santa. / Manuel Gómez
  • Juan Manuel Miñarro muestra el facsímil de la Sábana Santa donado al Buen Fin. / Manuel Gómez
    Juan Manuel Miñarro muestra el facsímil de la Sábana Santa donado al Buen Fin. / Manuel Gómez
  • Juan Manuel Miñarro, con el facsímil de la Sábana Santa. / Manuel Gómez
    Juan Manuel Miñarro, con el facsímil de la Sábana Santa. / Manuel Gómez
  • Juan Manuel Miñarro, con el facsímil de la Sábana Santa. / Manuel Gómez
    Juan Manuel Miñarro, con el facsímil de la Sábana Santa. / Manuel Gómez

«La reproducción es de tanta calidad y su realismo tan excepcional que la gente que vea procesionar ese lienzo va a estar casi viendo la Síndone de verdad». La hermandad del Buen Fin ha dado un paso más en su deseo de volver a procesionar el Santo Sudario, uno de los titulares de la corporación, en su cortejo del Miércoles Santo.

El profesor Juan Manuel Miñarro ha hecho entrega este sábado a la corporación franciscana de una reproducción facsímil de la Sábana Santa de Turín que será la que, una vez que las nuevas reglas de la corporación sean sancionadas por el Arzobispado, se integre en el cortejo procesional de la cofradía.

Según explica Miñarro, el lienzo donado a la hermandad del Buen Fin «en nombre del Centro Español de Sindonología», de cuyo equipo de investigación forma parte, es una reproducción facsímil a escala real de la célebre reliquia funeraria de Jesucristo que se venera en la Catedral de San Juan Bautista de Turín.

Impresa sobre un tejido sintético, la copia del Santo Sudario se ha obtenido a partir de un «archivo fotográfico de alta definición» facilitado por el Centro Español de Sindonología, lo que ha permitido conseguir una perfecta impresión de todos los detalles que contiene la reliquia, con especial atención a la impronta somática del cuerpo. «El objetivo ha sido reproducir fielmente la Sábana Santa, para lo cual se han realizado numerosas pruebas de impresión hasta lograr un facsímil que permitiera una diferenciación cromática del peculiar tono que tienen otra marcas contenidas en la tela, caso de las manchas verificadas como de sangre humana, las quemaduras o chamuscaduras, las zonas manchadas por agua o el color de las manchas de aceites procedentes de ceras», señala Miñarro.

El trabajo de impresión se ha realizado en la empresa Pasport Woman S.L., en Gerona, trabajando sobre una bobina continua de tejido sintético, lo que ha permitido obtener una copia completa de la Síndone a la medida real del tejido original. De este modo, el facsímil donado anoche a la hermandad del Buen Fin, coincidiendo con el último de los días del triduo en honor a la Virgen de la Palma, posee unas dimensiones de 4,42 por 1,13 metros.

El archivo digital de la Sábana Santa que ha servido de base a este facsímil se obtuvo a partir de un conjunto de fotografías de alta resolución realizadas a la tela original tras la restauración llevada a cabo en el año 2002, de ahí que en el resultado final el Sudario se aprecie con un aspecto renovado, con menos arrugas y sin los característicos remiendos que le zurcieron las monjas clarisas de Chambery en el año 1534 con el fin de corregir los daños ocasionados en el lienzo por el incendio que sufrió dos años antes.

«Conseguir que existan copias de calidad de la Síndone es también una preocupación de los investigadores, tanto del Centro Internacional de Turín como de nuestro propio centro, ya que los facsímiles de la Sábana Santa deberían de merecer siempre al original y no hacerle nunca un flaco favor a la reliquia. Pues una mala copia sólo puede provocar el desprestigio de un objeto de inestimable valor cultural, histórico y arqueológico», reflexiona Miñarro.

«Facsímiles de la Síndone existen muchos, aunque en este caso, tengo que destacar que es la primera vez que hemos trabajado en conjunto para elaborar una impresión sobre un soporte de tejido real de manera que tenga el suficiente rigor representativo de todas las realidades que son apreciables en la Sindone a nivel macroscópico». De esta manera, la donada a la hermandad del Buen Fin es una de las tres únicas copias existentes en España de la Sábana Santa encargadas los investigadores del Centro Español de Sindonología como material de investigación morfolófica.

Rescatar la tradición

Fue a raíz de la exposición que protagonizó la hermandad del Buen Fin en la sede del Círculo Mercantil, en marzo de 2014, cuando en la calle San Vicente se empezó a gestar la idea de recuperar en el cortejo procesional la representación del que «en su día fue el primer y más importante titular de la hermandad», tanto que en las primeras reglas de esta corporación, redactadas en 1590, se la denomina como «Hermandad del Santo Sudario». «Entre los contenidos de aquella muestra ¬–explica el hermano mayor de la cofradía franciscana, José Luis Foronda– se expuso un plato cerámico en el que se reproducía una antigua litografía de la hermandad en la que podía admirarse a cuatro padres franciscanos portando en el cortejo procesional un lienzo con el Santo Sudario».

Con el fin de canalizar este deseo, la hermandad nombró en su día una comisión con idea de ir dando los pasos necesarios para recuperar una tradición de la que hay constancia documental en la corporación al menos desde el año 1621. Sin embargo, las reglas de la corporación no permitían, tal y como estaban redactadas, procesionar a su primer titular.

Recientemente, el pasado 19 de octubre, la hermandad ha modificado sus reglas para abrir la puerta a la inclusión de una reproducción del Santo Sudario, en la procesión del Miércoles Santo. La reforma normativa deja, no obstante, a discreción de las futuras juntas de gobierno la decisión de incluir o no en la procesión la reliquia del Santo Sudario.

Lamentablemente, explica Foronda, y debido a la carestía de vocaciones que existe en la actualidad, el lienzo no lo portarán en el cortejo los frailes franciscanos, como antaño era costumbre. En su lugar, la hermandad baraja que lo lleven cuatro hermanos, vestidos de acólitos y con roquetes.


Versión impresa y hemeroteca de El Correo
  • 1
Todos los vídeos de Semana Santa 2016