domingo, 17 diciembre 2017
20:11
, última actualización

El Martes Santo da con su panacea: invertir la Carrera Oficial

El Consejo analizará la viabilidad de la histórica propuesta el 11 de septiembre

12 ago 2017 / 20:38 h - Actualizado: 12 ago 2017 / 22:15 h.
  • La hermandad del Dulce Nombre, en la imagen, pasa a cerrar la jornada del Martes, si bien anticipa su entrada casi dos horas. / Manuel Gómez
    La hermandad del Dulce Nombre, en la imagen, pasa a cerrar la jornada del Martes, si bien anticipa su entrada casi dos horas. / Manuel Gómez

Un acuerdo histórico que ha dado a luz una propuesta revolucionaria. Si la sección de Penitencia del Consejo aprueba en septiembre el acuerdo ya firmado y sellado por las ocho cofradías que integran la jornada, el Martes Santo de 2018 será muy distinto a como han reflejado históricamente los programas de mano. La propuesta, madurada técnicamente durante las últimas semanas, pasa por invertir el sentido de la Carrera Oficial y por realizar algunos cambios en el orden de la nómina, un plan aparentemente sencillo con el que el Martes Santo parece haber hallado la panacea universal a todos sus problemas.

La hermandad del Cerro del Águila seguiría abriendo los desfiles procesionales de este nuevo Martes Santo, cuya nónima experimentaría importantes modificaciones, según avanzó El Foro Cofrade y Diario de Sevilla. Sólo El Cerro y la Candelaria conservan sus actuales posiciones. San Esteban, Los Estudiantes y San Benito –hasta ahora tercera, cuarta y quinta hermandades del día– adelantan un puesto, pasando a ocupar el segundo, tercer y cuarto lugar. La quinta hermandad en pasar por esta nueva Carrera Oficial a la inversa sería Santa Cruz, que de esta forma renuncia al prurito de cerrar la jornada que corresponde tradicionalmente a las cofradías decanas. La Candelaria sigue conservando su sexto puesto, aunque gracias a la nueva reorganización transitará por los Jardines de Murillo en su recorrido de ida y retornará a su templo por la plaza de la Alfalfa. De ser la segunda, Los Javieres pasa a situarse ahora en la séptima posición, mientras que El Dulce Nombre atrasa un puesto y cerrará la jornada. Pese a ello, la cofradía de San Lorenzo logra anticipar su entrada casi dos horas.

No es la primera vez en la historia de la Semana Santa de Sevilla que un grupo de cofradías invierte su recorrido por la Carrera Oficial, esto es, ingresan por la Puerta de los Palos en la Catedral, salen a la Avenida por la Puerta de San Miguel y transitan por la plaza de San Francisco y la calle Sierpes hasta desembocar en la Campana. Entre 1956, fecha del primer Sábado Santo, y 1973, las cofradías de esta jornada ya hacían el recorrido a la inversa, si bien por una razón utilitaria: que las cofradías despejasen cuanto antes la Catedral de Sevilla para dar inicio a los Oficios de la Pascua.

Este histórico acuerdo en el seno del Martes Santo, consensuado por unanimidad y planteado por un año a modo de prueba, solventa de un plumazo buena parte de los problemas de seguridad y de cruces que arrastraba la jornada, al tiempo que permite que las hermandades más acuciadas por el reloj puedan repartirse casi media hora más de tiempo entre todas ellas, minutos que corresponden al margen de adelanto con el que a partir de ahora llegará El Cerro al inicio de la ‘nueva’ Carrera (en torno a las 16.30 horas, cuando antes llegaba a la Campana a las 16.54 horas). El nuevo organigrama permite además solucionar la problemática derivada del punto negro de la Alfalfa –con el regreso de Los Javieres, San Esteban y San Benito por esa zona– y evita la entrada a deshoras de determinadas cofradías, y especialmente del palio del Dulce Nombre. Además se ha procurado que las cofradías se alternen a derecha e izquierda en su recorrido de aproximación a la Catedral, así como que no se taponen unas a otras en sus itinerarios de regreso.

El acuerdo, sellado y firmado por las ocho cofradías de la jornada, fue presentado en el registro del Consejo el pasado 29 de junio, si bien ha sido durante estas últimas semanas cuando se ha terminado de perfilar horarios e itinerarios. La propuesta de los hermanos mayores será analizada por la junta de sección de Penitencia en su primera reunión del próximo curso, fijada para el 11 de septiembre.

¿UN REFERENTE PARA LA MADRUGÁ?

La propuesta de invertir la Carrera Oficial también se ha barajado en más de una ocasión como posible solución para la Madrugá, incluso antes de conocerse el nuevo plan del Martes. ¿Animará este acuerdo a los hermanos mayores de la Madrugá a sondear esta posible solución? El estudioso Julio Gómez Trigo asegura además que el nuevo organigrama del Martes puede crear un precedente para solventar problemas de otros días. Así, el que se permita a las cofradías discurrir por Villasís hacia Laraña una vez que desemboquen en la Campana para iniciar el regreso a sus templos «abre la puerta a que otras cofradías de las restantes jornadas puedan tirar por ahí». «Si todas las cofradías pudieran discurrir por Martín Villa –prosigue– el Miércoles Santo podría encontrar una solución a la concentración de hermandades ante la sede de Los Panaderos».

LAS OBJECIONES AL NUEVO PLAN

Según las fuentes consultadas por este periódico, «no existe impedimento legal alguno» para que el Martes Santo adopte la revolucionaria propuesta de invertir el sentido de la Carrera Oficial como remedio universal a sus problemas. Para quienes piensan que no se pueden adoptar soluciones individuales al margen de las restantes jornadas, hay un argumento: «Por encima de la estética, está la seguridad de las cofradías y la solución de un día que arrastra problemas históricos». También hay quien piensa que esta solución acentúa el componente espectáculo de la Semana Santa. ¿Qué hace una cofradía como El Cerro discurriendo por la Avenida cuando ya ha cumplido su estación de penitencia en la Catedral? «Discurrir ante la presidencia de la ciudad y mantener el actual mecanismo de subvenciones».


Versión impresa y hemeroteca de El Correo
  • 1
Entrevistas - Personajes por Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016