martes, 20 noviembre 2018
11:04
, última actualización

El poder de Dios

Mañana se estrena ‘Sevilla en sus manos’, la película de Carlos Colón y Carlos Valera sobre el Gran Poder con ocasión del 50 aniversario de la edificación de la basílica

30 may 2015 / 22:18 h - Actualizado: 30 may 2015 / 22:52 h.
  • El Señor del Gran Poder. / El Correo
    El Señor del Gran Poder. / El Correo
  • Se aprovecharon todos los traslados del Señor para grabarlo con una cabeza caliente y dos cámaras, apoyadas por una iluminación especial.
    Se aprovecharon todos los traslados del Señor para grabarlo con una cabeza caliente y dos cámaras, apoyadas por una iluminación especial.
  • Salida del paso del Señor desde el interior de la basílica.
    Salida del paso del Señor desde el interior de la basílica.
  • Foto histórica de la construcción del camarín del Señor.
    Foto histórica de la construcción del camarín del Señor.
  • La Cruz de Guía, a punto de cruzar el umbral de la basílica, con las primeras parejas de cirios ya alineadas.
    La Cruz de Guía, a punto de cruzar el umbral de la basílica, con las primeras parejas de cirios ya alineadas.
  • El Señor aparece en un entorno insólito, la capilla sacramental.
    El Señor aparece en un entorno insólito, la capilla sacramental.
  • Las imágenes del Gran Poder en el hospital de San Juan de Dios con motivo de las Misiones de 1965.
    Las imágenes del Gran Poder en el hospital de San Juan de Dios con motivo de las Misiones de 1965.
  • El Señor, preparado para su besamanos.
    El Señor, preparado para su besamanos.

«Lo mejor han sido los momentos de intimidad con el Señor. Lo grabábamos como si las noches de trabajo fueran una adoración nocturna». El director Carlos Colón y el realizador Carlos Valera han vuelto a trabajar codo con codo para dar a luz Sevilla en sus manos. Oración a Jesús del Gran Poder, la película que, editada por la hermandad del Gran Poder en el marco del 50 aniversario de la edificación de la basílica, se estrena mañana en el teatro Lope de Vega.

Los sorprendentes primeros planos del Señor grabados con una cabeza caliente y una iluminación especial en la soledad de la basílica, e incluso en entornos insólitos como la capilla del Sagrario del templo, salpican de emoción una cinta que, en palabras de su director, ha sido concebida como una «oración ininterrumpida al Gran Poder».

A pesar de que la película tiene un metraje de 120 minutos, resultado del recorte de una penúltima versión de 140 minutos, a su director se le ha hecho difícil condensar en una cinta el asombro y la devoción que despierta el Señor. «Sobre el Gran Poder, desde el Beato Diego de Cádiz hasta Antonio Burgos pasando por Izquierdo, Chaves Nogales, Laffón, Sierra, Ortiz Muñoz, Romero Murube, Núñez Herrera o Fernández Bañuls, se ha dicho todo lo que el humano entendimiento pueda decir. Pero a la vez sobre el Gran Poder está todo por decirse. Porque es inagotable».

Esta película es el resultado de dos años de grabaciones y seis meses de montaje e incluye imágenes de la salida y entrada de la cofradía desde el interior de la basílica, de la visita previa de los armaos, así como del sobrecogedor traslado del Señor a su paso en la noche del Martes Santo. Durante las dos últimas Semanas Santas, se ha grabado todo el recorrido de la cofradía, calle a calle, y se ha sintetizado íntegramente en la película. «Mis planos favoritos son aquellos en los que la cámara sigue al Señor tras los capirotes de su escolta: el punto de vista de los devotos», apunta el director.

Los guiones de Carlos Colón y las imágenes de Carlos Valera se complementan en esta película para crear «la unidad absoluta entre imagen y palabra, una mayor libertad narrativa y un tono más íntimo». En el arranque de la cinta el Señor pisa el suelo de Sevilla y Colón se lo imagina «solo en su basílica, sin cruz, maniatado, en la noche del Sábado de Pasión, triste porque solo le esperan cruz y muerte, mientras la ciudad sueña feliz con el amanecer del Domingo de Ramos. Y en ese momento, recordando las promesas que le fueron hechas y que al parecer no van a cumplirse, sueña con el esplendor de la Epifanía».

La película contiene escenas de Sevilla adornada en Navidad, coincidiendo con los cultos del quinario y la Función Principal, y también recrea, a través de fotos históricas, la construcción de la basílica, la procesión extraordinaria de traslado al nuevo templo, la bendición y la visita de la feligresía del Tiro de Línea, todo ello centrado en el año 1965.


Todos los vídeos de Semana Santa 2016