lunes, 16 septiembre 2019
11:36
, última actualización
La Tostá

A romperse la camisa en el cole

Manuel Bohórquez @BohorquezCas /
11 sep 2019 / 11:48 h - Actualizado: 11 sep 2019 / 11:52 h.
  • Los alumnos del colegio Los Montecillos aprenden y se divierten con el flamenco.
    Los alumnos del colegio Los Montecillos aprenden y se divierten con el flamenco.

Lo de llevar el flamenco a los colegios es algo que se viene haciendo desde hace décadas, pero solo por parte de profesores que son aficionados a este arte natamente andaluz. La Junta de Andalucía quiere hacerlo ahora de manera oficial para que los jóvenes andaluces lo estudien. Estupendo, aunque no sé si han caído en lo principal: ¿dónde están los profesores que chanelen de lo jondo? ¿Y los libros de texto? ¿Qué harán los maestros cuando un alumno les pregunte quiénes fueron Frasco el Colorao o La Josefa? Podrían tirar de los que se han sacado el doctorado en Flamenco, que son ya la tira, pero es que estos tampoco es que sepan mucho, en líneas generales. La Junta no se gasta ni un céntimo de euro en investigación y ahora quieren que los maestros de escuela chanelen de flamenco. Ya hace años que propuse que el Gobierno andaluz creara un equipo de investigadores para poder hacer libros de textos sobre el flamenco, porque, aunque hay buenos ensayos y biografías, no abundan tratados de garantía. Cuando los alumnos de Primaria y Secundaria de Sevilla tengan que hacer algún trabajo sobre el flamenco en esta ciudad, ¿dónde se van a documentar, en el folletín Mundo y formas del cante flamenco, de Ricardo Molina y Antonio Mairena? He visto información de flamenco en portales de la Junta y he estado a punto de irme a un Juzgado de Guardia. Dan información sobre El Planeta y aún no se han enterado que ya se sabe quién fue, cómo se llamaba, de dónde era, por dónde se movió y dónde y cuándo murió. Se van al Diccionario Enciclopédico del Flamenco, y asunto resuelto. Y quieren que los niños y las niñas estudien flamenco en el cole. Inviertan primero en investigación y luego hablamos. Los gitanos más viejos se estarán rompiendo ya sus camisas.


  • 1