sábado, 18 agosto 2018
12:43
, última actualización

Ahorro en personal pagado entre todos

12 ago 2018 / 19:23 h - Actualizado: 12 ago 2018 / 19:24 h.

Entre julio y lo que llevamos de agosto he sufrido colas en tiendas de gasolineras, pérdidas de muebles en agencias de transporte, retrasos de semanas en servicios pagados con antelación, peoras en todo tipo de tiendas y supermercados... El común denominador de las situaciones citadas es el ahorro en personal para aumentar las ganancias del empresariado y perjudicar a consumidores y usuarios.

Crecen los beneficios mientras el empleo y los salarios bajan o se estancan. Los patronos no se molestan siquiera en aumentar la productividad, la calidad, el servicio posventa o la atención al cliente con mejoras tecnológicas. Un ejemplo: las gasolineras de precios altos te obligan a hacer cola para pagar en su tienda y de paso invitarte a comprar algo, al tiempo que se niegan a instalar terminales punto de venta en los surtidores para agilizar el pago de los que solo quieren llenar el depósito.

El Gobierno ha tenido que poner en marcha planes de choque para combatir el fraude laboral evidente de miles de puestos de trabajo a tiempo parcial que cotizan por un número ridículo de horas y para aflorar a los falsos autónomos que trabajan en las nuevas plataformas digitales. Lamentablemente, para la patronal la marca España se compone de economía sumergida, trabajo en negro, fraude y evasión fiscal.

Para los sindicatos los ingredientes de la mal llamada recuperación económica son precariedad, explotación laboral y desigualdad. La ciudadanía, mientras tanto, aguanta y paga por adelantado.


  • 1