martes, 18 septiembre 2018
19:03
, última actualización

¡Buenos días!

24 ago 2018 / 22:21 h - Actualizado: 24 ago 2018 / 22:21 h.

Hoy permitidme que solo le hable a él. La vida parecía que ya se le hacía larga y el destino ha querido que nos deje como un héroe, luchando contra el mal. El que tan solo tenía nueve veranos en su cuerpo ya se encuentra con todos sus héroes en ese lugar dónde la enfermedad no existe porque en ese mundo todos están curados para siempre. Hoy mi hija me preguntó cuánto quedaba para empezar el colegio, y todas sus ansias por comenzarlo era por la ilusión de verlo de nuevo entre los compañeros, porque él se lo había prometido. Le dijo que este año que por fin podría volver a clase y se pondría bueno, por fin harían los deberes juntos, y podría quedarse hasta tarde para ver pelis. Con tan corta edad, y ahora tienen que afrontar que su amigo ya voló para siempre al infinito. Cómo se expresa, cómo se dice algo tan difícil de asimilar, qué reacción tendrán, cuántas dudas para decir algo tan sencillo y a la vez tan difícil. «Hija, en el cielo hay personas de todas las edades igual que en la tierra, por eso la gente se marcha, pero los niños tienen una suerte especial, ellos se convierten directamente en ángeles, no pasan por ninguna de las pruebas que nos pone lo divino y él, que ya tiene alas en su espalda, os va a cuidar siempre desde donde esté, porque ya se ha convertido en vuestro ángel de la guarda. Algún día volveréis a verlo, pero que ojalá sea muy tarde». Nunca vamos a dejar de pensar en ti, este año te esperaremos todos en la entrada de las clases. Hasta siempre héroe, te queremos. Hazme un favor, sé feliz.


  • 1